Cómo enseñarle a tu hija a ser una buena mujer

Una buena mujer es alguien que es segura, fuerte, feliz y exitosa en lo que sea que quiere hacer. Una buena mujer es la que fija metas, cumple sus sueños y vive una vida de tipo moral. Asegurarse de que una niña se convierta en una buena mujer es la meta de todos los padres, y está basada en gran medida por tu influencia en su vida.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Instrucciones

  1. Se un buen ejemplo de cómo actúa y se ve una buena mujer, informa la página web "Family Education". Tu comportamiento es lo que tu hija ve con regularidad, por lo que es muy influyente. Es lo que le enseña qué comportamiento es aceptable y le proporcionará un ejemplo de cómo debe comportarse. Trata a los demás con respeto. Debes respetarte a ti misma y a tu familia. Sé amable y compasiva, se firme cuando sea necesario y se fuerte. Tu hija aprenderá a exhibir estas características si le muestras cómo hacerlo.

  2. Elogia a tu hija, informa la especialista en vida familiar Amy Sluss, fundadora de "Fabulous to be Female", una organización con el fin de empoderar a las mujeres. Si bien es bueno decirle que se ve hermosa, o que es bonita, es más importante elogiarla por su inteligencia, por comportarse moralmente, por trabajar duro, por ser persistente o sólo por estar orgullosa de la niña que ella es. Si la ves compartir su merienda con su pequeña hermana, dile que te sientes orgullosa de ella por ser una persona bondadosa que está dispuesta a compartir con los demás en un esfuerzo por hacerlos felices.

  3. Anima a tu hija a seguir sus pasiones, aconseja "Family Education". Déjala descubrir lo que le interesa y que pueda llevar a cabo esa actividad. Cuando ella es libre para ser ella misma, es más probable que se convierta en una mujer feliz exitosa. Si le gusta jugar al voleibol, inscríbela. Si su pasión es la fotografía, déjala tomar clases y se su modelo cuando lo necesite. Cuando la animas a seguir sus sueños, es más probable que ella viva la vida que quiere, lo que va a ayudarla a convertirse en una buena mujer.

  4. Enseña a tu hija la importancia de ser una mujer de moral. Enséñale a defender aquello en lo que cree y no tener miedo a tomar una posición cuando sienta que algo malo debe ser corregido o cuando sienta que algo es importante para ella. Una buena mujer es alguien que cree en sí misma y no tiene miedo de tomar una posición.

Más galerías de fotos



Escrito por tiffany raiford | Traducido por luciano ariel castro