Cómo enseñar a ir al baño a un niño de 15 meses de edad

Ningún padre ni experto puede negar que enseñar a un niño a usar el baño es difícil y que se necesita paciencia y flexibilidad. El Dr. Alan Greene explica que los padres deben estar preparados para los contratiempos. Enseñar a un niño de 15 meses de edad a usar el baño puede ser posible si él muestra tener varios de los indicadores de preparación necesarios. El Dr. Greene identifica estas señas como imitar a mamá y papá, mostrar frustración cuando las cosas no están en su lugar, capacidad para desvestirse, mostrar señales de orgullo cuando se le hacen cumplidos, mostrar curiosidad por el baño y los genitales, hablar de hacer "pipí y popó" o mostrar señales de que se da cuenta cuando hace pipí o popó.

Nivel de dificultad:
Difícil

Instrucciones

  1. Enséñale al pequeño cómo se utiliza correctamente el baño, llévalo contigo cada vez que vayas al baño. Mientras más comodidad le muestres mientras te ve, él se sentirá más cómodo mirándote usar el baño. A pesar de que pueda ser muy incomodo al principio, es muy útil decirle al pequeño que tú haces "pipí" en el baño y que haces un "buen trabajo". Muéstrale cada paso del proceso y habla con él mientras lo haces; dile que te estás quitando los pantalones, que estás haciendo "popó o pipí", que le bajas al baño y que te lavas las manos como un niño grande lo hace.

  2. Ponte al pendiente para notar los signos de cuando tu hijo pueda necesitar ir al baño. Puede estirar o jalar su ropa, alejarse a un área más privada, pararse en un pie y luego en otro o quedarse totalmente quieto como si estuviera concentrándose en algo. Cuando veas estas señales dile que debe utilizar el baño de niños grandes. El Dr. Greene aconseja no preguntarle si necesita ir al baño y recomienda mejor decirle que es tiempo de utilizar el baño. Ya que el pequeño puede sentirse avergonzado por esto al principio, este enfoque previene cualquier negación.

  3. Lleva a tu pequeño al baño y pregúntale que si quiere hacer pipí o popó en el baño, si él es receptivo déjalo que lo intente. Puede que no haga nada, pero el hecho de haberlo intentado lo ayudará a entender lo que está pasando.

  4. Cuando comiences a llevar a tu pequeño al baño, ponle calzones entrenadores para que el proceso se parezca más a las demostraciones que tú le has hecho.

  5. Tira los desechos de los pañales en el escusado y explícale al pequeño lo que estás haciendo; esto puede hacerle entender dónde debe ir la popó y la pipí. Nunca regañes al pequeño por hacerse en el pañal o en los calzones entrenadores porque esto solo le enseña a tu hijo a estar avergonzado al eliminar los desechos. En lugar de regañarlo debes felicitarlo por cada éxito o intento y fomentar el comportamiento positivo.

  6. Deja que tu pequeño corra desnudo de vez en cuando. El Dr. Greene explica que este comportamiento puede mejorar el conocimiento del niño en cuanto a eliminar los desechos.

  7. Sigue reafirmando el comportamiento positivo y demostrándole el uso apropiado del baño. Los niños de 15 meses de edad son todavía muy pequeños y pueden necesitar un entrenamiento por más tiempo que los niños más grandes. A medida que tu pequeño muestre señales de preparación también tendrá éxito en el entrenamiento para ir al baño.

Más galerías de fotos



Escrito por stephen harding | Traducido por yarzeth ayala