Cómo saber si las encías de tu bebé están inflamadas

Escrito por sheila smitt | Traducido por laura de alba
Revisa la boca de tu hijo en busca de encías inflamadas.

Mientras le están saliendo los dientes, las encías de tu hijo se inflaman conforme los dientes se mueven dolorosamente a través de los molestos tejidos gingivales. Las encías inflamadas no son la única señal de que los dientes van a salir. Otros signos importantes incluyen mucha saliva, irritabilidad, falta de sueño durante la noche, morder cosas y frotar las encías. Si observas las encías inflamadas a tiempo, es hacer mucho para disminuir el dolor por esta etapa. Las encías inflamadas se verán como burbujas rojas o azules alrededor de las encías. Sólo son bolsillos de sangre debajo de los tejidos gingivales y se pueden tratar con compresas frías.

Abre suavemente la boca del niño, pero no demasiado ya que podrías provocarle dolor.

Observa su boca y sus encías y las burbujas de los dientes. Busca tejidos inflamados alrededor de los dientes emergentes. Nota cualquier bulto azul o rojo alrededor de las encías.

Lava tus manos con agua. Desliza tu dedo índice frío en la boca del bebé para darle un mensaje a sus encías y probar si no te deja ver dentro de su boca.

Pasa el dedo índice a lo largo de los bordes de enfrente de sus encías. Sienten los bordes inflamados.