Cómo empanar y cocinar salmón

Empanar y cocinar salmón ofrece una manera alternativa de preparar el pescado de métodos más comunes, como asado o hervido. Ofreciendo un sabor y textura ligeramente distintos, empanar el salmón permite un exterior más crujiente y abundante mientras la carne interior permanece húmeda y tierna. Como el salmón es un pescado naturalmente rico en grasas, no se requiere aceite adicional al empanarlo y cocinarlo; sin embargo, rociar el producto final con un chorro fino de aceite, como aceite de oliva extra virgen, puede darle al pescado un leve sabor mantecoso.

Nivel de dificultad:
Moderada

Necesitarás

  • Una cacerola
  • Aceite vegetal
  • Harina
  • Huevos
  • Pan rallado
  • Aderezos

Instrucciones

  1. Precalienta el horno a 400 grados Fahrenheit. Pincela ligeramente la parte inferior de una cacerola con aceite vegetal, como de maíz (corn), cártamo o girasol.

  2. Pela el salmón de ser necesario: coloca el pescado en una tabla de cortar u otra superficie lavable con el lado de la piel hacia abajo. Cubre un extremo del salmón, preferentemente la cola si tiene, en sal para proveer un mejor agarre. Haz un corte con un cuchillo afilado entre la carne del pescado y la piel a medida que sostienes firmemente el extremo salado y pasa el cuchillo por la longitud del pescado.

  3. Corta el salmón a lo largo en filetes.

  4. Pon tres tazones en una fila para el proceso de empanado. Coloca harina en el primer bol, que ayudará a los huevos a pegarse al salmón. Rompe los huevos en el segundo tazón; dos huevos deberían ser suficientes para cuatro a seis filetes de 8 onzas. Agrégales una pequeña cantidad de agua a los huevos como espesante y bate hasta que estén bien batidos. Vierte el pan rallado en el tercer tazón, junto con las especies deseadas, como sal, pimienta (pepper), ajo, cebolla y semillas de mostaza (mustard). Revuelve los ingredientes secos hasta que estén completamente mezclados.

  5. Cubre un filete de salmón con harina y sumérgelo en los huevos hasta que esté completamente recubierto. Coloca el salmón en la mezcla de pan rallado; usa una cuchara para revolverel pescado, asegurándote de que esté completamente recubierto.

  6. Coloca cada filete de salmón en la cacerola. Coloca la cacerola en la parrilla central del horno. Cocina el salmón por 10 a 15 minutos o hasta que esté firme y opaco de color.

Consejos y advertencias

  • Vigila los filetes de salmón a medida que se cocinan; sobrecocinar el salmón es la manera más fácil de que un pedazo de pescado tierno se convierta en algo seco y gomoso. Controla el pescado clavando un cuchillo afilado en la parte más gruesa del filete aproximadamente dos a tres minutos antes de que esté listo; sigue revisándolo como sea necesario. El pan rallado debería tener un color marrón dorado y el pescado debería estar opaco y tener una textura firme. El salmón que se deshace fácilmente está sobrecocinado.
  • Sirve el salmón con una salsa de limón y eneldo (dill), de ajo tártaro, una salsa cremosa de hierbas o una cubierta de mostaza y eneldo.

Más galerías de fotos



Escrito por beth rifkin | Traducido por paula ximena cassiraga