¿Puedo usar una elíptica si tengo calambres en las piernas?

La espinilla contiene los músculos que están en la parte delantera de la tibia, llamado el tibial anterior. Los calambres en la pierna se conocen clínicamente como síndrome de estrés tibial medial o SETM. Esto causa dolor e inflamación en los músculos, los tendones y la capa externa de tejido sobre la tibia, según American Academy of Orthopaedic Surgeons. Una elíptica es una máquina que simula el esquí de fondo. Cuando estás tratando de recuperarte de los calambres en las piernas, esta máquina puede ser justo lo que necesitas.

Identificación

Correr en exceso es una de las principales causas de los calambres en las piernas. Correr en terrenos difíciles, correr cuesta abajo y hacer movimientos bruscos para comenzar y para detenerse mientras corres son causas probables del problema. Una vez que colocas los pies en los pedales de una elíptica, se quedan allí durante todo el entrenamiento. Esto no provoca ningún impacto en las espinillas, lo que significa que la máquina es segura si tienes calambres en las piernas.

Movimiento de la articulación

Cuando ejercitas en una elíptica, trabajas la parte superior e inferior del cuerpo, e incorporas muchas articulaciones. Para activar tu tibial anterior, necesitas apuntar los dedos de los pies hacia arriba. Este movimiento, llamado flexión dorsal, es crucial cuando corres, pero no cuando utilizas una máquina elíptica. Mientras te deslizas hacia atrás y hacia adelante, tus pies se mantienen estables, y solo hay un ligero cambio en el ángulo de la articulación. Esto hace que contraigas los músculos del tibial anterior isométricamente para mantener tus piernas estables, pero no hay más estrés en las espinillas. Un movimiento isométrico es aquel en el cual mantienes una contracción sin movimientos repetitivos.

Calentamiento

Antes de que te subas a la elíptica, siempre debes hacer unos cuantos estiramientos, especialmente si tienes calambres. Esto puede aflojar los músculos inferiores de la pierna y evitar que los síntomas empeoren mientras haces ejercicio. Los brincos de tobillo (Ankle bounces) son ejemplos de estiramientos dinámicos que alargan los músculos de la pantorrilla, que están en la parte posterior de las piernas. Durante el movimiento, realizas estiramientos dinámicos. Para hacer los brincos de tobillo, coloca tus manos en una pared, inclínate hacia adelante y levantar y bajar rápidamente los talones.

Consideraciones

Los toe taps y la marcha en talón (heel walks) son ejercicios correctivos para los calambres. Al hacer esto, fortalecerás los músculos del tibial anterior y podrás tratar mejor tus síntomas. Para hacer los toe taps, párate o siéntate con los talones en el suelo y los dedos en el aire. Toca con cuidado el suelo con los dedos de los pies y levanta de nuevo al aire. El perro que mira hacia abajo es una postura de yoga que puede ayudar a estirar los músculos del tibial anterior. Esto se realiza desde una posición boca abajo sobre tu estómago. Coloca las manos sobre el ancho de los hombros y coloca la parte superior de los pies apoyados en el suelo. Flexiona hasta que los brazos estén completamente extendidos y levanta las piernas del suelo. Una vez que tus manos y pies sean los únicos puntos de contacto con el suelo, mantén la postura durante 30 o 45 segundos y relaja.

Prevención/solución

Para evitar calambres en las piernas, en primer lugar, hay una serie de medidas preventivas. Una de las más importantes es asegurarse de que lleves zapatos cómodos que no estén desgastados. También puedes usar soportes para el arco para quitarle presión a las espinillas. Cuando hagas ejercicio, no lo hagas por demasiado tiempo. Esto incluye ejercitar en la elíptica o cualquier otro tipo entrenamiento. El sobreentrenamiento puede causar un exceso de tensión en las espinillas.

Más galerías de fotos



Escrito por kevin rail | Traducido por mayra cabrera