Cómo eliminar el olor corporal de la ropa

El olor corporal es de por sí un problema embarazoso, sin mencionar que puede permanecer después de quitarte la ropa. Cuando el sudor se mezcla con las bacterias de la piel puede producir un olor desagradable y muy vergonzante. Debido a las situaciones estresantes a las temperaturas altas, tu ropa puede ser la víctima involuntaria del olor atrapado entre las fibras que el lavado no puede quitar. Para poder usar la prenda afectada nuevamente, sin que tenga ese olor desagradable, debes tomar ciertas medidas.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • Vinagre blanco
  • Jabón para lavar la ropa sin lejía

Instrucciones

  1. Enciende la lavadora.

    Coloca la ropa afectada en la lavadora y enciéndela para que se llene de agua.

  2. Agrega 2 tazas de vinagre blanco.

    Agrega 2 tazas de vinagre blanco a la máquina.

  3. Apaga la lavadora en 5 o 10 minutos.

    Espera a que la ropa se agite durante 5 o 10 minutos antes de apagar la lavadora.

  4. Deja la ropa en remojo.

    Deja la ropa en remojo durante al menos 4 horas.

  5. Enciende la máquina.

    Vuelve a encender la máquina y agrega un detergente sin lejía.

  6. Quita la ropa de la lavadora.

    Quita la ropa de la lavadora tan pronto como termine el ciclo.

  7. Cuelga la ropa al aire fresco.

    Cuelga la ropa en el exterior para que se seque, ya que el aire fresco eliminará los olores que hayan quedado.

Consejos y advertencias

  • Este método es seguro para la ropa que se puede lavar. En el caso de las prendas de seda o de lana consulta en la tintorería para saber cómo eliminar el olor por tu cuenta o solicita que lo hagan por ti.
  • No mezcles vinagre con lejía ya que la combinación puede causar vapores tóxicos.

Más galerías de fotos



Escrito por melynda sorrels | Traducido por alejandra prego