Cómo elegir el grosor de alfombrillas para yoga

Las alfombrillas de Yoga proveen soporte, comodidad y protección para tu cuerpo mientras te dan un espacio de estudio portátil para llevar a donde quieras practicar tus poses. Ya no de un azul vinilo estándar, las alfombrillas de yoga vienen en una variedad de colores, telas, texturas y grosores para soportar las necesidades individuales y personalidades. Yendo desde 1/16 a 1/4 de pulgada (1,6 a 6,4 mm), el grosor correcto de alfombrilla de yoga para ti depende de dónde planees practicarlo como también la clase de soporte que necesites.

Nivel de dificultad:
Moderada

Instrucciones

  1. Decide si usarás la alfombrilla más seguido en un estudio de yoga o en un suelo de madera dura, en casa en un suelo con alfombra o azulejos o al aire libre. Piensa cuánta almohadilla necesitas para tus rodillas, columna vertebral y otras partes del cuerpo mientras practicas las poses de suelo. Al mismo tiempo, considera el grosor que mejor te permita mantener una conexión con el suelo o tierra mientras haces las poses paradas.

  2. Considera una alfombrilla de vinilo tradicional con el grosor estándar de 1/8 de pulgada (3,2 mm) para el mayor grado de adherencia al suelo si planeas practicar en superficie de alfombra o pasto. Elige una alfombrilla más gruesa hecha de goma, yute o algodón para una alfombrilla que ceda a la presión si planeas usarla en una superficie dura.

  3. Consigue una alfombrilla que se forme alrededor de tus manos y pies para proveer un agarre seguro y que no se deslice por el suelo. Selecciona una alfombrilla con un patrón táctil levantado para evitar patinarte mientras haces las poses. Elige una alfombrilla de vinilo si prefieres una superficie de alfombrilla más suave.

  4. Selecciona una alfombrilla que requiera mantenimiento mínimo: una que necesite una limpieza ocasional con un trapo húmedo. No elijas una alfombrilla que se pueda lavar a máquina porque probablemente no será lo suficientemente gruesa para amortiguar tu cuerpo, para adherirse al suelo o para proveer un agarre sólido para tus manos y pies.

  5. Considera el lugar que tienes para guardar la alfombrilla. Piensa si quieres guardarla en un maletín (compra una alfombrilla más fina si planeas viajar frecuentemente con la misma). Considera el peso que prefieres para la alfombrilla, especialmente si planeas llevarla a pie de aquí para allá. Pruébala antes de comprarla si puedes.

Consejos y advertencias

  • Una alfombrilla de vinilo estándar de 1/8 de pulgadas (3,2 mm) de grosor generalmente será la opción más barata.
  • Evita las alfombrillas hechas de goma natural si eres alérgico al látex. Evita alfombrillas hechas de vinilo si estás preocupado por el ambiente. Las alfombrillas de vinilo no se rompen en vertederos y son difíciles de reciclar.

Más galerías de fotos



Escrito por cassie m. chew | Traducido por lucas huidobro