Cómo elaborar tu propia crema batida con manteca de karité

La manteca de karité (shea), un humectante nutritivo derivado de las semillas del árbol africano Vitellaria paradoxa, puede batirse para preparar un cremoso y ligero tratamiento para la piel, con la textura de la crema batida. Al elaborar tu propia crema batida de manteca de karité, evitarás los estabilizantes y conservantes químicos que contienen las cremas de karité comerciales. También puedes personalizar las cremas corporales caseras, con aceites y extractos botánicos específicos para tu piel. Bate la manteca de karité con aceite de almendras (almonds) y aguacate (avocado) para nutrir la piel seca, por ejemplo, o con miel para aprovechar sus propiedades antimicrobianas. El truco para batir crema de manteca de karité es mantener la temperatura apropiada en todo el proceso.

Nivel de dificultad:
Moderada

Necesitarás

  • Cacerola grande
  • Tazón de vidrio resistente al calor
  • 3/4 tazas de manteca de karité
  • 1/2 tazas de aceite de almendra dulce, semilla de uva, coco (coconut), palma o semilla de albaricoque (apricot)
  • Seis a 10 gotas de aceites esenciales deseados
  • Una cucharadita de almidón de maíz (opcional)
  • Tazón grande para mezclar
  • Hielo

Instrucciones

  1. Llena una cacerola con agua y ponla a hervir a fuego lento.

  2. Coloca el tazón de vidrio más pequeño en el agua hirviendo. Añade manteca de karité al tazón. Calienta hasta que la manteca esté líquida.

  3. Agrega y mezcla aceites a la manteca de karité derretida, y sigue calentando mezcla a fuego lento por otros 10 minutos.

  4. Llena el tazón grande con cubos de hielo. Saca el primer tazón de la cacerola con agua caliente, y deja que se enfríe un poco antes de colocarlo en el tazón grande con hielo. Agrega y mezcla aceites esenciales y almidón de maíz.

  5. Bate la mezcla de manteca y aceites a alta velocidad, usando una batidora eléctrica. Sigue batiendo mientras la mezcla se enfría y espesa, durante un tiempo aproximado de 15 a 30 minutos. Agrega más hielo al tazón si es necesario, para mantener la mezcla fría.

  6. Deja de batir la manteca de karité cuando adquiera la consistencia de la crema batida. Viértela en frascos limpios. Guarda la crema de karité batida en el refrigerador por hasta por tres meses.

Consejos y advertencias

  • Combina dos o más aceites base, como el de aguacate y almendras, para obtener los beneficios individuales de cada uno.
  • Coloca la mezcla de manteca de karité en el congelador durante 10 a 15 minutos mientras mezclas, en caso de que se caliente demasiado.
  • Añade algunas gotas de aceite de vitamina E como conservante para extender la vida útil de la crema de manteca de karité.

Más galerías de fotos



Escrito por deb powers | Traducido por pau epel