Cómo ejercitarse durante un embarazo gemelar

Si vas a tener gemelos, probablemente ya sabes que debes seguir pautas diferentes que las de las mujeres que tienen un embarazo singular; y el ejercicio no es la excepción. El parto prematuro es un problema de gran importancia en los embarazos gemelares, por eso debes hacer cualquier actividad con precaución y moderación.

Antes de comenzar

Antes de comenzar cualquier actividad física debes preguntar a tu médico si está bien que hagas ejercicio, si es así, pregunta qué tipo de ejercicios te recomienda. Los médicos tienen diferentes opiniones al respecto de que las mujeres que esperan gemelos hagan actividad física; muchos aconsejan que no se haga ejercicio una vez que se cumple el segundo trimestre y algunos incluso piden que no hagas nada al mismo momento de saber que tendrás gemelos. Aunque tu médico te diga que puedes hacer ejercicio hasta el segundo trimestre, es mejor que dejes de hacerlo cuando cumplas las 24 semanas de embarazo; en este punto lo único que puedes hacer es dar paseos cortos y nadar para relajarte.

Actividades

Si tu médico te dice que puedes hacer ejercicio debes elegir actividades moderadas. De acuerdo con What To Expect, los ejercicios de alto impacto pueden aumentar el riesgo de parto prematuro y otros problemas. Evita hacer cualquier actividad que aumente mucho tu temperatura corporal o que haga mucha presión en tu cérvix. Algunas buenas opciones de ejercicios en los que no tienes que estar de pie son la natación, el yoga prenatal, hacer bicicleta reclinada, estiramientos, ejercicios de peso ligero, así como caminar tanto como puedas a un paso moderado. No importa qué tipo de ejercicio prefieras, mantén tu cuerpo hidratado y bien alimentado tomando mucha agua y consumiendo alimentos nutritivos. También debes descansar lo más que puedas.

Seguridad

Es muy importante que estés al tanto de las señales de cuando haces un esfuerzo excesivo durante el ejercicio para proteger a tu cuerpo y a tus bebés. El dolor, los mareos y las palpitaciones son algunas de las señales que indican que debes dejar de hacer ejercicio, cuando las experimentes debes llamar de inmediato a tu médico. Las contracciones Braxton Hicks, cuando todo tu estómago se siente duro, son otra señal de que estás haciendo ejercicio de más; cuando esto ocurre debes tomar agua, descansar y llamar a tu médico si las contracciones no desaparecen después de 20 minutos.

Perspectiva

Ya que muchas mujeres sienten mucha presión por querer mantenerse en forma, puede ser frustrante para algunas dejar sus rutinas vigorosas de ejercicios para hacer rutinas más ligeras. Si te sientes así, intenta enfocarte en un tu objetivo principal, que es tener dos bebés saludables. Después de algunos meses podrás volver a retomar tus hábitos de ejercicio, pero por ahora debes de tener en mente que incluso el ejercicio moderado te puede ayudar a no subir de peso en exceso, a mantener tus músculos firmes y mejorar tu ánimo y energía.

Más galerías de fotos



Escrito por kristen fisher | Traducido por yarzeth ayala