Ejercicios en tierra para trabajar sobre la velocidad al patinar

La velocidad al patinar es una de las claves del éxito para los jugadores de hockey. La práctica y los entrenamientos sobre el hielo ayudan a desarrollar una buena velocidad, agilidad y equilibrio, pero los entrenamientos fuera del hielo también ayudan. Los ejercicios sobre tierra actúan como suplemento a tu práctica sobre el hielo y fortalecerán tus piernas, permitiéndote así tener más fuerza y patinar más rápido.

Estocadas con salto

Añadir un salto a las estocadas (jumping lunges) puede ayudarte a desarrollar un poder explosivo, que es lo que necesitas para aumentar tu velocidad de patinaje. Para realizar este ejercicio párate en el lugar y salta, elevándo ambos pies del suelo. Aterriza en la posición de estocada, con una pierna hacia adelante doblada en un ángulo de 90º, y una detrás con tu muslo y rodilla casi tocando el suelo. Salta nuevamente e invierte la posición de las piernas. Continúa alternando las piernas cuantas veces te sea posible.

Salto con barreras

El salto con barreras es otro ejercicio para fortalecer las piernas y es realizado con ambas piernas a la vez. Coloca 10 vallas u otra barrera pequeña con aproximadamente 1 1/2 pie de separación. Párate frente a la primera, dobla tus rodillas y salta con ambos pies por sobre el obstáculo. Aterriza con ambos pies , de forma tan balanceada como te sea posible, y luego continúa con los demás obstáculos. Repite el movimiento hasta haber pasado por sobre todas las vallas

Saltos de una pierna

Saltar con una pierna ayuda a fortalecer esa pierna y mejorar tu equilibrio y agilidad general, los cuales pueden ser factores en tu velocidad de patinaje. Para realizar saltos de una pierna, párate en posición con ambos pies en el suelo y dobla una de tus rodillas de modo que quedes parado sobre una pierna. Dobla la rodilla que te sostiene y salta de forma recta, tan alto como puedas. Aterriza sobre esta misma pierna y realiza entre ocho y diez repeticiones. Repite el ejercicio utilizando la otra pierna cuando hayas acabado.

Correr cuesta arriba

Correr cuesta arriba puede beneficiarte a la hora de patinar en varias maneras. Primero, el poder explosivo de tus piernas aumenta. Segundo, debes inclinarte y empujar con tus piernas hacia adelante a medida que subes, lo cual imita, en cierta forma, la postura que debes tomar cuando patinas. Realiza tus repeticiones de acuerdo a tu fuerza y la pendiente que estés subiendo. Realiza cinco repeticiones de una colina de 10 yardas, restando una repetición por cada 10 yardas adicionales, realizando así una única repetición de 50 yardas. Camina cuesta abajo para descansar entre cada repetición.

Más galerías de fotos



Escrito por joshua mccarron | Traducido por andrés marino ruiz