Ejercicios de piscina para fortalecer las piernas

Realizar ejercicios de piernas dentro del agua te permite ejercitarte sin poner presión innecesaria sobre tus articulaciones, ya que la flotación de tu cuerpo en el agua promueve más movimiento y le da soporte a tu cuerpo. Esto es benéfico para aquellas personas que sufren de condiciones de las articulaciones o médicas, como la artritis, la obesidad o enfermedades de dolor crónico. Además, el agua actúa como resistencia, ayudándote a desarrollar los músculos de tus piernas. Consulta con tu médico antes de intentar nuevos ejercicios.

Columpio de pierna

Párate en agua que llegue a tu cintura con tu costado izquierdo viendo hacia el costado de la piscina. Sostén la orilla de la piscina para mantener tu balance a lo largo del ejercicio. Lentamente eleva tu pierna derecha a una altura cómoda en el agua, manteniendo las rodillas estiradas. Sostén la posición por unos cinco segundos y después, en movimiento de columpio, baja la pierna y eleva la pierna detrás de ti. El movimiento debe hacerse sólo en el área de tu cadera y pierna, no en tu cuello. Repite tantas veces puedas y después cambia de pierna.

Ejercicio con churro

Ata un churro de piscina alrededor de tu pie derecho. Párate con el agua a la cintura dando la espalda a un costado de la piscina. Coloca tus brazos en la orilla de la piscina para estabilidad. Endereza la pierna derecha y después dobla la rodilla hasta que alcance un ángulo de 90 grados bajo el agua. Endereza y dobla, realizando hasta 15 repeticiones. Ata el churro al pie izquierdo y repite.

Flexión de piernas

Párate en agua a nivel dela cintura, con tu costado izquierdo contra la pared de la piscina. Lentamente dobla la rodilla derecha y levanta el muslo hasta que esté paralelo a la superficie del agua. Alterna el doblar y estirar la pierna por unas 15 repeticiones y después cambia de lado. Continua por hasta 15 repeticiones más con la pierna izquierda.

Paso lateral

Párate con el agua a la cintura y tu espalda hacia la pared de la piscina. Lentamente da un paso con el pie izquierdo hacia un lado. Lleva tu pierna derecha por enfrente de la izquierda para dar otro paso lateral. Con el pie izquierdo da otro paso lateral y pasa la pierna derecha por detrás de la izquierda par un paso más. Cambia de dirección y continua alternando los pies. Repite tantas veces lo desees.

Más galerías de fotos



Escrito por rose erickson | Traducido por glen boyd