Ejercicios para mujeres en sus 50

El ejercicio es importante, no importa cuál sea tu edad, pero al entrar en tus 50 años se convierte en algo aún más imperativo. La actividad física regular no sólo ayuda a mantenerse en forma y mantiene la mediana edad en plenitud, y también puede mejorar tu sensación de bienestar e incluso ayudar a prevenir ciertas condiciones, como la osteoporosis. Pregunta a tu médico acerca de ejercicios que beneficiarán tanto a tu cuerpo como a tu mente.

Actividad aeróbica


Los ejercicios cardiovasculares incluyen bailar, nadar, andar en bicicleta o tomar una clase de aeróbicos en el agua.

Los ejercicios cardiovasculares se deben hacer a un ritmo moderado a vigoroso por lo menos durante 75 a 150 minutos, idealmente distribuidos durante toda la semana. Este tipo de ejercicios incluyen bailar, nadar, andar en bicicleta o tomar una clase de aeróbicos en el agua, lo que podría beneficiarte si tienes problemas en las articulaciones o eres nuevo en el ejercicio. Debes elegir una actividad que te guste y será más probable que continúes en ella, y tener en cuenta que mientras estés elevando tu ritmo cardiaco y trabajando grandes grupos musculares, estás consiguiendo un entrenamiento aeróbico.

Entrenamiento de fuerza


Deja pasar 48 horas entre sesiones de levantamiento de pesas para permitir que tus músculos se recuperen.

El levantamiento de pesas no es sólo para las personas que quieren realizar un gran trabajo. De hecho, el entrenamiento de fuerza puede ayudar a perder peso y reemplazar el tejido graso con músculo, mantener esos kilos a raya y acelerar tu metabolismo. Puedes usar máquinas de pesas en el gimnasio o pesas en tu casa para llevar a cabo ejercicios como zancadas, sentadillas, peso muerto, flies de pecho y abdominales con peso. Trabaja a 12 repeticiones por ejercicio, y no levantes un peso que sea más pesado que el que tu cuerpo puede manejar. Aseguratede que tu rutina de entrenamiento de fuerza sea balanceada, para trabajar todos los grupos musculares principales. Deja pasar 48 horas entre sesiones de levantamiento de pesas para permitir que tus músculos se recuperen.

Ejercicio cardiovascular con peso


Consulta con tu médico antes de realizar nuevos ejercicios.

Mientras que la actividad cardiovascular en sí ofrece una serie de beneficios, los aeróbicos con levantamiento de peso pueden proporcionar aún más. Estos incluyen actividades que causan que tus huesos se vuelvan activos, que los fortalezcan y así reducir la pérdida de masa ósea a medida que avanzas a través de tus 50 años y más allá, la University of Maryland Medical Center explica. Las actividades de cardio con peso incluyen trotar, jugar tenis, caminar distancias largas y subir escaleras durante al menos 10 minutos a la vez, y preferiblemente más. Si tienes osteoporosis, consulta con tu médico antes de realizar nuevos ejercicios y preguntale acerca de cualquier limitación de movimientos.

Balance y flexibilidad


Puedes buscar clases dirigidas a tu nivel de condición física y objetivos.

Debido a la pérdida de masa ósea y muscular a medida que envejecse, es importante realizar ejercicios que mejoran tanto tu equilibrio como tu flexibilidad. Esto te ayudará a evitar que te caigas y asegura que puedas permanecer activo e independiente. El yoga y el tai chi son dos disciplinas de ejercicios que mejoran tanto tu flexibilidad y equilibrio, así como la fuerza. También pueden calmar tu mente y te ayudarán a dejar de lado la ansiedad y el estrés. Puedes buscar clases dirigidas a tu nivel de condición física y objetivos.

Más galerías de fotos



Escrito por lynne sheldon | Traducido por ariadna delgado