Ejercicios de hiperextensión de la rodilla para hacer en casa

Una rodilla hiperextendida es causada por presión excesiva que fuerza la rodilla hacia atrás, más allá de su posición normal. Puedes experimentar dolor, moretones o hinchazón mientras te recuperas de una lesión de rodilla hiperextendida. Realizar ejercicios para las piernas desde la comodidad de tu hogar puede ayudar a fortalecer los músculos alrededor de la articulación. Obtén la autorización de tu médico antes de hacer ejercicios para la rodilla hiperextendida.

Levantamiento de piernas

Realiza ejercicios de levantamiento de piernas para fortalecer los músculos de los cuádriceps. Acuéstate boca arriba con las manos a los lados. Dobla las rodillas y coloca los pies planos sobre el suelo. Extiende la pierna derecha. Levanta la pierna derecha cerca de 6 pulgadas del suelo y mantén durante unos segundos. Regresa la pierna derecha al suelo. Repite el movimiento ocho veces con cada pierna.

Extensión de piernas

Realiza ejercicios de extensión para estimular los músculos de la parte interna del muslo y los cuádriceps. Siéntate derecho en una silla con las manos a los lados. Coloca los pies apoyados en el suelo, a la altura de los hombros. Extiende la pierna izquierda hasta que esté completamente recta delante de ti. Mantén el pie flexionado y aprieta los músculos de la pierna. Mantén esta posición durante un par de segundos y apoya el pie en el piso. Repite 10 veces con cada pierna.

Flexión de rodilla

Flexiona las rodillas para ejercitar los músculos isquiotibial y cuádriceps. Recuéstate boca arriba con las dos manos a los lados. Levanta la pierna izquierda y coloca tus manos detrás de tu muslo izquierdo, con la rodilla doblada. Mantén la rodilla doblada en un ángulo de 90 grados. Flexiona el pie izquierdo y extiende la pierna, apretando los músculos del cuádriceps e isquiotibial. Mantén la posición durante un par de segundos y regresa la pierna a la posición inicial. Repite 10 veces con cada pierna.

Levantamiento de piernas, estando de pie

El levantamiento de piernas cuando tú estás de pie te permite ejercitar los cuádriceps y los músculos del muslo interno. Párate con los pies al ancho de los hombros y coloca una mano en una silla para mantener el equilibrio. Levanta la pierna derecha recta delante de ti con el pie flexionado. Intenta levantar la pierna en un ángulo de 45 grados. Bájala lentamente hasta el suelo, pero no dejes que el pie toque el piso. Repite 10 veces con cada pierna.

Más galerías de fotos



Escrito por nicole hogan-jenkins | Traducido por sofía bottinelli