Ejercicios divertidos para que los adolescentes expresen sus sentimientos

Durante la adolescencia, los chicos atraviesan diariamente una montaña rusa de emociones. Como padre, te ves forzado a acompañar a tu hijo en esos aterradores y a veces arrebatadores momentos. Los estados de ánimo de los adolescentes son intensos e implacables, y puede ser difícil para ellos levantarse de una recaída emocional. Aunque no suelan buscar la ayuda de sus padres, muchas veces la necesitan. Ofrécele a tu hijo adolescente una manera de sacar sus emociones con algunos ejercicios e ideas sencillas.

Cambios de humor

Los adolescentes pueden ser víctimas involuntarias de sus emociones volubles, pueden estar felices y luego estar enojados en cuestión de minutos. KidsHealth.org dice que casi todos los adolescentes experimentan cambios de humor. Suelen comenzar a sentirse menos apegados a sus padres y a desear libertad para tomar sus propias decisiones. Los cambios de humor son un resultado meramente biológico, la pubertad trae una ola de hormonas que causa confusos cambios físicos y emocionales recurrentes.

Dilo con una canción

A veces tu hijo adolescente no desea sentarse a hablar de sus problemas con su "mami y su papi". Pero puede que esté dispuesto a hablar de música. Utiliza una sabia estrategia para animar al adolescente a hablar de sus sentimientos y emociones. Toca una pieza musical con un tema emotivo y pídele a tu hijo que discuta contigo de que trata la letra y el significado que tiene. "Imagine" de John Lennon es una opción muy buena. Para algo más moderno puedes intentar con "Rolling in the Deep" de Adele. Imprime las letras de las canciones y platiquen sobre ellas.

Estar allí para él

Como padre, no puedes manejar las emociones por él, pero sí puedes estar allí para apoyarlo. Aliéntalo a contar hasta 10 cuando esté molesto o enojado y dale la oportunidad de tranquilizarse. También puedes comprarle un saco de boxeo. El ejercicio crea más beta-endorfinas, una hormona que alivia el estrés. Si al estar más apegado a su madre, tu hijo prefiere probar métodos más inusuales, pueden intentar una actividad para reflejarse el uno en el otro: párense frente a frente e imiten sus expresiones faciales y su lenguaje corporal. Esto les ayudará a ambos a ser más sensibles a las emociones y estados de ánimo del otro.

Terapia artística

Sugiérele a tu hijo que exprese sus sentimientos a través del arte. Puedes comprarle un diario para que escriba lo que siente. Hazle saber que nadie leerá sus pensamientos además de él, por lo que puede expresar sus esperanzas y miedos más profundos de esa forma. KidsHealth.org explica que el poner las emociones por escrito ayuda a los adolescentes a organizar sus pensamientos, por lo que pueden manejarlos más fácilmente. Si le gusta hacer creaciones manuales, puede probar construyendo una escultura de arcilla o tallando madera. Si la música es su pasión, anímalo a que escriba una canción. Pídele que platique contigo sobre el significado de cada pieza artística que realice.

Más galerías de fotos



Escrito por joann macdonald | Traducido por karly silva