Ejercicios cardiovasculares frente a quemadores de grasa en una caminadora

Todos los tipos de ejercicio queman calorías, pero según cuál sea tu objetivo puedes elegir cómo programar la cinta para correr. El programa "quema grasa" es menos intenso que el de "cardiovascular" y, en realidad, puede ayudar a perder grasa de manera más eficiente. De acuerdo con la revista "Nutrition", las tasas de la quema de grasa son más altas cuando realizas ejercicio a una intensidad moderada: alrededor del 50% de tu ritmo cardíaco máximo.

Frecuencia cardíaca

La principal diferencia entre la configuración quema grasa y cardio en una caminadora es la frecuencia cardíaca. Cada vez que hacemos actividad física, tu ritmo cardíaco aumenta por encima de tu tasa de descanso. La American Heart Association recomienda hacer ejercicio al 50 u 85% de tu ritmo cardíaco máximo. El máximo depende de tu edad y se calcula restando tu edad a 220. Para una persona de 35 años de edad, por ejemplo, la zona de ritmo cardíaco objetivo es 93 a 157 latidos por minuto. El programa cardio te pondrá en el extremo superior de ese rango; el de quema de grasa, en el extremo inferior.

Intensidad

A medida que aumenta la frecuencia cardíaca, el ejercicio se vuelve más intenso. El ejercicio de mayor intensidad quema más calorías por hora que el ejercicio de menor intensidad. Sin embargo, puede que te resulte más fácil hacer ejercicio durante un período de tiempo más largo en el programa de quema de grasa que en el de cardio, lo que eventualmente significa una mayor quema de calorías.

Quema de calorías

Aunque puedes quemar más calorías en un período corto de tiempo durante un entrenamiento cardiovascular, el nivel de oxidación de grasas en las células en realidad disminuye a medida que aumenta tu frecuencia cardíaca. La lipólisis, o la degradación de ácidos grasos en las células, es más alta durante la actividad moderada y, en realidad, no aumenta en proporción al aumento de la actividad. De hecho, según un estudio publicado en 1998 en la revista "The Physician and Sports", la oxidación de grasas cae ligeramente una vez que llega al 85% de tu capacidad máxima de oxígeno.

Consideraciones

El ejercicio cardiovascular de alta intensidad ayudará a que tu cuerpo, con el tiempo, queme calorías y grasas más eficientemente. En esencia, es bueno que tu cuerpo experimente la leve tensión colocada en los músculos y órganos durante un entrenamiento de alta intensidad. Sin embargo, si estás haciendo ejercicio principalmente para quemar grasa y bajar de peso, el programa quema grasa puede ser más útil en el corto plazo. Realizar un entrenamiento de alto impacto una vez a la semana o más, sin embargo, es bueno para el corazón y mejora tu rendimiento en el largo plazo. Habla con tu médico acerca del régimen de ejercicio y las metas de pérdida de peso.

Más galerías de fotos



Escrito por sarah barnes | Traducido por sofía bottinelli