Ejercicios para bíceps interior

Los músculos bíceps se nombraron así en base a cuántas partes se comprenden. Este músculo se llama en realidad el bíceps braquial, que se traduce en el músculo de dos cabezas del brazo. Esas dos cabezas musculares, o partes, son la cabeza interior y exterior. Puedes elegir una parte para centrarte en durante tus entrenamientos con un par de trucos de manipulación ejercicio. Ten en cuenta que tendrás que trabajar las cabezas en todo momento, pero poner más énfasis en un solo cabezal con estas técnicas.

Flexión con barra

La flexión con barra es la carne con papas de cualquier régimen de entrenamiento del brazo. Los culturistas tratan a este ejercicio como el elemento básico para la construcción de la masa de tu bíceps interior y exterior. Y tú puedes hacer lo mismo. Sólo tienes que sostener una barra con ambas manos en un agarre hacia abajo y ponerte de pie con la barra delante de los muslos. Desde esta posición de, dobla los brazos tanto como sea posible y aprieta tu bíceps tan duro como puedas. No contengas la respiración. Inhala al subir y luego exhala al bajar. Haz tres series de 10 a 15 repeticiones de este y cualquier otro ejercicio de bíceps en tu rutina. No excedas de tres ejercicios de bíceps interior o exterior por entrenamiento.

Haz ejercicios amplios o no hagas nada

Bien, tú sabes que la flexión con barra es el rey para construir masa en el bíceps. Pero, hay más que esto. Si deseas que esos bíceps internos soporten más carga de trabajo, puedes optar por un agarre más amplio. Hazlo lo más amplio posible. Esto significa que si tienes las manos en los extremos de la barra y todavía se sienten cómodos al hacer la flexión, entonces por todos los medios busca un agarre más amplio. El mensaje aquí es que entre más amplio sea el agarre, mejor. Pero, si te sientes incómodo, disminuye la distancia de tus manos.

Codos atrás

Probablementes ha visto en un momento u otro, un culturista grande en el gimnasio balanceando una barra sobre el pecho para completar cada flexión. Esta práctica tan común entre los levantadores está plagada de lesiones y riesgos. Pero también significa una menor participación de los bíceps internos. Cuanto más levantaes los brazos delante de tu cuerpo, menos se podrán contraer tus bíceps internos. Esto es debido a un principio biomecánico llamado insuficiencia activa. Sólo entiende que debes mantener los codos lo más atrás posible en todo momento al realizar las repeticiones. Tus bíceps internos te lo agradecerán más tarde y también tu espalda baja.

Flexiones inclinadas con mancuerna

Para llevar esta última técnica al siguiente nivel, debes colocar los codos detrás de la línea del torso. No se puede hacer esto con una barra, por lo que necesitarás un par de mancuernas. También necesitarás un banco inclinado en ángulo de unos 45 grados para que puedas descansar y tener los codos hacia atrás detrás de tu torso. Este ejercicio se llama flexión inclinada con mancuerna y su efecto en el bíceps interior es un mayor estiramiento en todo el rango de movimiento. Más estiramiento es igual a una mayor activación muscular. Y una mayor activación del músculo interno del bíceps dará lugar a mejores resultados.

Más galerías de fotos



Escrito por peter chou | Traducido por ana laura nafarrate