Efectos de la serotonina en el cuerpo

La serotonina, o 5-hidroxitriptamina, es un neurotransmisor liberado por neuronas en la glándula pineal del cerebro, que afecta estructuras en todo el cuerpo. Algunos de sus efectos parecen no tener relación entre sí; sin embargo este compuesto es uno de los más versátiles del cuerpo. El aminoácido triptófano, presente en alimentos como el pavo, la leche y los plátanos, es uno de los bloques de construcción de la serotonina. El ejercicio, dormir bien y algunos medicamentos también elevan la cantidad de serotonina en el cuerpo.

Estado de ánimo y efectos sobre la mente

Mencionada como la molécula de la felicidad, la serotonina tiene un efecto profundo sobre el estado de ánimo. Niveles elevados de serotonina producen un buen estado de ánimo, y la capacidad para soportar el estrés cotidiano. Niveles insuficientes de serotonina por tiempo prolongado pueden producir depresión. Otros desórdenes mentales relacionados con una baja de la serotonina en el cuerpo incluyen ansiedad social, trastorno obsesivo compulsivo, anorexia, bulimia, fobias, trastorno bipolar y trastorno dismórfico corporal.

Regulación gastrointestinal

De acuerdo con la Universidad de Bristol, el 90% de la serotonina llega al sistema gastrointestinal del cuerpo, e influye sobre sus órganos. Almacenada en las células enterocromafines que forran el interior del intestino y del estómago, la serotonina es liberada cuando ingerimos alimentos, y controla las contracciones del tracto digestivo, para transportar el bolo alimenticio por su interior. Cambios en los niveles de serotonina pueden contribuir a la aparición del síndrome del intestino irritable. Niveles elevados de serotonina en el tracto intestinal pueden provocar diarreas; por el contrario, los niveles bajos de serotonina están relacionados con el estreñimiento.

Control del ciclo del sueño

La serotonina es importante en la regulación del ciclo del sueño; los niveles de serotonina bajan y suben cuando el cuerpo fluctúa entre el sueño y la vigilia. Al igual que la melatonina, la serotonina controla el ciclo circadiano conjuntamente con la luz solar. La serotonina está en sus niveles más bajos durante el sueño profundo, y durante el día alcanza su nivel más elevado. Está relacionada con los sueños y la capacidad para volver a dormir cuando despertamos en la noche. Esta regulación de los periodos de sueño y vigilia realizada por la serotonina, se ha señalado como un factor potencial en el síndrome de muerte súbita del lactante, que ocurre habitualmente en infantes con niveles bajos del neurotransmisor.

Otros procesos corporales

La serotonina afecta otros procesos corporales. Influye sobre los ritmos respiratorio y cardíaco. Es liberada durante la coagulación sanguínea, y puede regular la actividad de los factores de coagulación. Se ha estudiado la influencia sobre la libido; niveles elevados de serotonina podrían reducir el deseo sexual, un efecto común de los antidepresivos que elevan los niveles del neurotransmisor en el cuerpo. Juega un rol importante en la regulación de la temperatura corporal; para mantener un pH adecuado en la sangre, y en el control del apetito.

Más galerías de fotos



Escrito por bridget coila | Traducido por sergio mendoza