Efectos secundarios de altas dosis de vitamina D

La vitamina D es una vitamina soluble en grasa obtenida principalmente por el cuerpo mediante la exposición a la luz solar. Su principal función es la de mantener los niveles saludables de calcio y fósforo en la sangre. La vitamina D es esencial para la salud ósea y ayuda a prevenir varias condiciones y enfermedades. La vitamina D se encuentra en ciertos alimentos como los huevos, el aceite de hígado de bacalao, los pescados de color oscuro y la leche fortificada y está disponible en suplementos. Puede figurar con otros nombres como ergocalciferol (vitamina D-2), calciferol, o colecalciferol (vitamina D-3)​​, según informa la página web de Medline Plus. Al igual que con todos los medicamentos, hierbas o suplementos, debes evitar los efectos secundarios.

Efectos secundarios

La vitamina D suele ser bien tolerada, según afirma el sitio web PDR Healths, pero en cantidades excesivas puede causar debilidad, náuseas, dolor de huesos, dolor de cabeza, vómitos, pérdida de apetito, pérdida de peso, aumento de los niveles de colesterol, picazón, disminución de la libido, orina en exceso y aumento de la sed. Otros efectos secundarios, reportados por Medline Plus.com, pueden ser sequedad de boca, zumbido en los oídos, vértigo, mareos y depósitos de calcio en los órganos en personas susceptibles.

Efectos secundarios graves

La vitamina D en grandes cantidades puede causar dolor en el pecho, opresión, urticaria, dificultad para respirar, sarpullido o hinchazón, informa el sitio web PDR Health. Estos pueden ser síntomas de una reacción alérgica y requieren atención médica inmediata .

Reacciones adversas

Altas dosis de vitamina D pueden causar varias reacciones adversas, según Drugs.com, incluyendo un deterioro de los riñones que puede resultar mortal. En las personas con trastorno del sistema nervioso central, las dosis altas pueden causar retraso mental. También pueden causar la calcificación en todos los tejidos y órganos del cuerpo, incluyendo el corazón, los vasos sanguíneos y los pulmones.

Advertencias y contraindicaciones

Habla con tu médico antes de tomar vitamina D si estás embarazada, tienes lupus, una enfermedad del corazón o del riñón o si estás tomando medicamentos para el corazón como el digitalis. Además, el exceso de vitamina D puede agravar ciertas enfermedades, según Medline Plus, incluyendo el hiperparatiroidismo y la enfermedad renal.

Interacciones

El aceite mineral tomado internamente interfiere con la absorción de la vitamina D, ya que es una vitamina soluble en grasa, de acuerdo con Drugs.com. El sitio web PDR Health informa de las interacciones de altas dosis de la vitamina D con los antiácidos que contengan aluminio, suplementos de magnesio, Orlistat (Xenical) y colestiramina (Questran).

Más galerías de fotos



Escrito por susan kaye | Traducido por luis eduardo barbosa