Efectos en la salud relacionados con el consumo de tomates crudos

Los tomates crudos pueden ser un alimento polémico. Mientras que algunas personas adoran su dulzura natural y los usan en todo, desde sándwiches hasta guisos y pizzas, a otras no les gusta su textura relativamente viscosa y su naturaleza ácida. Sin embargo, ya sea que los adores o los odies, los tomates crudos proporcionan vitaminas esenciales, minerales y nutrientes que pueden proporcionar diversos beneficios profundos para la salud.

Beneficios

Los tomates crudos contienen una variedad de antioxidantes, vitaminas y minerales de forma natural que tienen el potencial de proteger el organismo contra graves enfermedades. Consumir más tomates y vegetales en general, puede ayudar a prevenir enfermedades, incluyendo la pérdida ósea, el cáncer, la diabetes, los cálculos renales, los accidentes cerebrovasculares, los ataques cardíacos y la obesidad. En un artículo para la “American Journal of Lifestyle Medicine", la Dra. Britt Burton-Freeman indica que los tomates crudos tienen propiedades anti-inflamatorias y que incluso podrían ayudar a prevenir la disfunción cognitiva. Los tomates podrían tener beneficios particulares para los hombres. The American Dietetic Association alienta a los hombres a comer tomate al menos una vez a la semana, debido a que el licopeno presente en ellos, promueve la salud de la próstata.

Nutrientes

Las propiedades del tomate que son positivas para la salud son el resultado de los antioxidantes y los compuestos benéficos encontrados en este alimento. AARP.org indica que el antioxidante principal de los tomates es el licopeno, que neutraliza los radicales libres nocivos que pueden dañar a las células del cuerpo. Los tomates también contienen beta-caroteno, ácido fólico y las vitaminas A, C y E. Además, los tomates tienen una densidad energética excepcionalmente baja, lo que significa que una porción de tamaño grande brinda solamente una pequeña cantidad de calorías y grasa. De acuerdo a la USDA, una taza de tomates en rodajas tiene solamente 30 calorías y menos de 0.5 g de grasa.

Desventajas

También existen potenciales efectos negativos del consumo de tomates crudos. Estos tienen una calidad ácida que puede agravar la acidez estomacal frecuente o el reflujo ácido. El Dr. Frank Jackson, de Jackson Siegelbaum Gastroenterology Clinic, recomienda que te mantengas alejado de los tomates por completo si sufres de la enfermedad del reflujo gastroesofágico, debido a que pueden actuar como un "alimento desencadenante". Consumir demasiados tomates a expensas de otras frutas y verduras, también podría dar como resultado una eventual deficiencia de nutrientes.

Consideraciones

Comer tomates cocidos y productos de tomate procesado puede proporcionar muchos de los mismos beneficios para la salud que brindan los tomates crudos, aunque algunas enzimas y compuestos benéficos son destruidos en los procesos de cocción y producción. Si tienes preguntas específicas relacionadas con los tomates en tu dieta, habla acerca de ellas con tu doctor o con un dietista certificado, antes de realizar cambios significativos a tu plan de alimentación actual.

Más galerías de fotos



Escrito por carly schuna | Traducido por juliana star