Efectos de los pesos muertos

Los levantadores de pesas aman u odian los pesos muertos. A ellos les encanta por sus numerosos beneficios, pero lo odian porque es un ejercicio difícil, energéticamente exigente. El movimiento simula la actividad de la vida real, tal como agacharse y recoger, y hace hincapié en varios grupos de músculos en la parte superior e inferior del cuerpo. El peso muerto afecta al cuerpo de muchas maneras, ya que es un ejercicio funcional que fomenta el crecimiento y la fuerza muscular, y disminuye el riesgo de lesiones y dolor de espalda.

Estimula varios grupos musculares

El peso muerto es un movimiento compuesto de múltiples articulaciones que trabaja casi todos los principales grupos musculares. Además de los ejercicios de potencia olímpicos como el snatch o el clean-and-press, que implican el movimiento del peso muerto, el peso muerto es el único ejercicio que puede estimular el crecimiento muscular tanto en la parte superior e inferior del cuerpo. El peso muerto se dirige principalmente a los glúteos, pero también estimula los músculos isquiotibiales, cuádriceps, gemelos, erectores espinales, dorsales anchos, el trapecio y los abdominales.

Aumenta la fuerza y el crecimiento muscular

El peso muerto es uno de los ejercicios más eficaces para aumentar la fuerza total y el crecimiento muscular. Los ejercicios compuestos, tales como el peso muerto pueden estimular una mayor liberación de la hormona del crecimiento y testosterona que los ejercicios de aislamiento, resultando en mayores mejoras en el crecimiento muscular, según el especialista Jacob Wilson certificado en acondicionamiento físico y fuerza. El peso muerto con una fuerte resistencia, con la que se produce fatiga muscular en menos de ocho repeticiones, también puede resultar en aumentos de fuerza y potencia muscular.

Pérdida de grasa

El peso muerto es un ejercicio de alta energía que puede ayudar a reducir el porcentaje de grasa corporal y aumentar el tejido muscular, dando a los hombres y mujeres un físico bien formado. Los ejercicios de entrenamiento con pesas que utilizan grupos de músculos grandes, como los que se trabajan realizando peso muerto, con una creciente resistencia pueden ayudar a mejorar tu peso corporal magro y aumentar tu metabolismo durante horas después del ejercicio, señala ExRx.net. No sólo vas a quemar calorías extras al realizar peso muerto, con el tiempo el aumento de muscular aumentará tu metabolismo en general, lo que permite quemar más calorías durante el día, y contribuye aún más a tu déficit calórico.

Vida diaria y prevención de lesiones

El peso muerto es un ejercicio funcional que ayuda a mejorar el desarrollo motor y la fuerza, utilizado frecuentemente en el deporte y la actividad diaria. El peso muerto puede ayudar a mejorar el rendimiento en muchos deportes, ya que los músculos que trabajan durante el ejercicio, como los glúteos, los isquiotibiales y la espalda baja, por ejemplo, son necesarios para correr más rápido, saltar más alto, y generar potencia en general. El peso muerto también ayuda a prevenir las lesiones en la rodilla y la espalda baja. Construir glúteos e isquiotibiales fuertes puede prevenir lesiones por uso excesivo de rodillas, como el dolor patelofemoral, tendinosis rotuliana y lágrimas de ligamento cruzado anterior, según el entrenador Mike Robertson. El entrenamiento regular con peso muerto también puede reducir el dolor lumbar mediante el fortalecimiento de los erectores espinales, y aprender cómo levantar correctamente en la vida cotidiana, para evitar así en la espalda que resultan de técnicas de levantamiento incorrectas. Realiza siempre el peso muerto de la forma correcta, y si tiene dudas sobre cualquier aspecto del peso muerto, consulta a un profesional certificado. También debes consultar con tu médico antes de hacer cambios drásticos en tu régimen de ejercicios.

Más galerías de fotos



Escrito por heather hitchcock | Traducido por daniel gómez villegas