Los efectos de las habas verdes en la presión arterial

La haba verde se originó en América Central. La migración de esta a los Estados Unidos se produjo antes de la época precolombina. Los nativos americanos plantaron frijoles verdes junto al maíz. Los diferentes tipos de habas verdes incluyen frijoles trepadores y frijol arbustivo. A pesar de su nombre, los colores varían e incluyen amarillo, morado y rojo. La nutrición que los granos verdes proporcionan aporta varios beneficios para la salud de la presión arterial.

Potasio

Una porción de 1 taza de habas verdes proporciona 211 mg de potasio o 6 por ciento de los 3.500 mg del valor diario de la FDA (por sus iniciales en inglés). El potasio en la dieta regula el nivel de líquido en el torrente sanguíneo que influye en la regulación del balance de la presión arterial. El requerimiento diario de potasio aumenta después de un ejercicio intensivo que excreta y utiliza un nivel más alto del mineral.

Fibra

Una taza de habas verdes proporciona 2,7 g de fibra u 11 por ciento de la 25 g del valor diario de la FDA. La fibra aporta sustancias al desecho intestinal, que absorbe el exceso de ácidos biliares y les impide volver a entrar en el torrente sanguíneo. Los ácidos biliares producen colesterol cuando se producen en exceso, bloquea el flujo sanguíneo y ejerce presión sobre el músculo del corazón para bombear la sangre más rápido. El resultado a menudo aumenta la presión arterial y la enfermedad cardiovascular.

Vitamina C

Una porción de 1 taza de habas verdes proporciona 12 mg de vitamina C o 20 por ciento del valor de 60 mg al día por la FDA. La vitamina C influye en la salud cardiovascular, ya que protege a las células de la oxidación que los subproductos de metabolismo causan. Si la vitamina C y otros antioxidantes no protegen las células del daño, la acumulación de placa en las arterias proliferarían sin control y la enfermedad cardiovascular sería probable que progrese a un paro cardíaco.

Sodio

Una porción de 1 taza de habas verdes ofrece 6 mg de sodio o 3 por ciento del valor FDA diario, 2.400 mg. El mineral sodio es similar a otros nutrientes debido a que el cuerpo lo necesita en cantidades apropiadas, pero el exceso de sodio predominante en la dieta estadounidense estándar provoca un efecto debilitante en la salud de la presión arterial. El sodio trabaja con el potasio para regular el fluido y el nivel de electrolitos en la sangre, que cuando se ejecuta correctamente evita la hipertensión.

Más galerías de fotos



Escrito por tara carson | Traducido por daniela laura arjones