Los efectos de fumar sobre el culturismo

Es casi imposible vivir en el mundo de hoy y no saber los efectos perjudiciales para la salud del hábito de fumar. Debido a su influencia sobre la frecuencia cardiaca, la respiración y la presión arterial, el tabaquismo también afecta el rendimiento deportivo. El culturismo es un área donde estos efectos se notan. A veces, el culturismo puede ayudar indirectamente a dejar de fumar porque las personas que desean mejorar su rendimiento y aspecto físico se dan cuenta de que fumar está impidiendo alcanzar sus metas.

Efectos a largo plazo de fumar

Difícilmente haya una parte del cuerpo que no se vea afectada por los productos químicos en el humo del cigarrillo. Fumar puede causar enfermedad en las encías, caries y mal aliento. La falta de oxígeno y los vasos sanguíneos estrechados pueden causar accidentes cerebrovasculares. Los fumadores tienen riesgo de cáncer de boca y diez veces más probabilidades de contraer cáncer de pulmón y enfisema que los no fumadores. La secreción de moco en los pulmones esta reducida, lo que lleva a la tos crónica. La nicotina aumenta la presión arterial y hace que la sangre se coagule más fácilmente. El monóxido de carbono roba el oxígeno de la sangre y conduce a depósitos de colesterol en las paredes arteriales. Los fumadores tienen más riesgo de cáncer de esófago, garganta y páncreas. La presión arterial alta por fumar puede dañar los riñones. 40% de los fumadores masculinos morirá antes de la jubilación, en comparación con el 18% de los no fumadores.

Efectos inmediatos de fumar

Aunque pocos discutirían el daño a largo plazo para el cuerpo hecho por el tabaco, ahora hay pruebas de que fumar tiene efectos inmediatos en el cerebro, los sistemas cardiovasculares, respiratorias, gastrointestinales, inmunológicos y metabólicos. Contrariamente a la creencia popular, el tabaquismo aumenta el estrés y la química altera cerebro, específicamente el neurotransmisor dopamina. Esto causa el broncoespasmo, aumenta la producción de flema, causa tos persistente y disminuye el rendimiento físico. Se acelera la aterosclerosis, y la nicotina de tan sólo cinco cigarrillos por día aumenta las grasas malas. Fumar contrae los vasos sanguíneos y aumenta el ritmo cardíaco y la presión arterial. La producción de moco en el estómago se inhibe, aumentando al riesgo de úlceras pépticas. Fumar puede causar sinusitis, rinitis y neumonía. Esto interfiere con la absorción de micronutrientes, especialmente las vitaminas C, E y ácido fólico, que conduce a deficiencias que causan la enfermedad.

Fumar y culturismo

Debido a que la respiración se ve afectada inmediatamente por el tabaquismo, hay un aumento en la resistencia de las vías respiratorias y una disminución en la cantidad de oxígeno absorbido por la sangre. El latido del corazón de un fumador es 30% más rápido que el de un no fumador. El aumento de la frecuencia cardíaca y la presión arterial provoca la reducción del flujo de sangre de los vasos, lo que reduce el rendimiento. En el culturismo es importante el empuje de las repeticiones finales o adicionales de media hora de ejercicio cardiovascular. Dado que fumar disminuye la función pulmonar, estarás sin aliento cuando requieras aire. Debido a que los fumadores producen más flema, esta flema bloquea parcialmente las vías respiratorias, reduciendo la respiración adecuada. Hay menos oxígeno disponible para los músculos y niveles más altos de monóxido de carbono, que se une con la hemoglobina en lugar del oxígeno. El alquitrán interfiere con el sistema de limpieza de los pulmones, permitiendo que los contaminantes se asienten allí. Fumar reduce el consumo máximo de oxígeno en un 10% y pudiendo dañar las células de los testículos que producen testosterona.

Otros efectos

Cuando el cuerpo está involucrado en ejercicio bastante vigoroso, como correr, nadar o practicar deportes competitivos, necesita más oxígeno para ser entregado a los músculos que se están utilizando. Tanto el broncoespasmo y el aumento de la producción de flema causan obstrucción, disminución de la función pulmonar en general, que a su vez conduce a un rendimiento físico deficiente. El tabaquismo ha demostrado desarrollar cortocircuitos pulmonares en niñas adolescentes, lo que limita su capacidad respiratoria en la adultez. Además de afectar tu actual estado físico, el tabaquismo puede limitar tu potencial físico futuro cuando lo haces a una edad temprana.

Más galerías de fotos



Escrito por betty holt | Traducido por juan ignacio ceviño