Efectos del ejercicio sobre el deseo sexual

La meta del ejercicio es obtener un estilo de vida más saludable. El ejercicio es una herramienta poderosa en el desarrollo de la fuerza muscular, la condición cardiovascular, la coordinación mente-cuerpo y la liberación de estrés. El ejercicio también aprobado incrementar el deseo sexual en hombres y mujeres.

Datos para hombres

El ejercicio tiene un efecto positivo sobre el deseo sexual de los hombres. Un estudio publicado en 1990 en Archives of Sexual Behavior reveló que los hombres que participan en ejercicios (60 minutos al día, tres a cinco días a la semana, con una intensidad pico sostenida de 75% a 80%) desarrollaron "mejoras sexuales significativamente mayores" (por ejemplo, la frecuencia de actividades íntimas varias, confianza en el funcionamiento adecuado durante el sexo, porcentaje de orgasmos satisfactorios).

Datos para las mujeres

El ejercicio tiene un efecto positivo sobre el deseo sexual de las mujeres. Un estudio de 2008 publicado en el Journal of Sexual Medicine reveló que un ejercicio intenso de corta duración (20 minutos con una frecuencia cardíaca objetivo del 70%) mejora significativamente la excitación sexual fisiológica para las mujeres (es decir, excitación genital). Un estudio adicional publicado en el número de 2007 del Journal of Sexual Medicine descubrió un enlace entre la conciencia corporal incrementada y las percepciones de la excitación incrementadas. Los investigadores concluyeron: "el ejercicio puede factiblemente incrementar la conciencia corporal por medio de las sensaciones corporales incrementadas (es decir, latidos del corazón y tensión muscular incrementados)".

Importancia

Es bien conocido que el ejercicio incrementa la energía, reduce el estrés, mejora el desempeño, ayuda a la pérdida de peso y ayuda a prevenir daños. La contribución positiva que el ejercicio tiene sobre el deseo sexual femenino y masculino puede ser un motivador atractivo para el individuo sedentario. Las ganancias estéticas (por ejemplo una cintura reducida, muslos firmes, trasero bien formado y definición/tono del cuerpo en general) del ejercicio frecuentemente conducen a una autoestima mayor, lo que se puede desarrollar en un mayor interés en el sexto.

Consideraciones

Incrementar el deseo sexual puede ser una meta de un programa de ejercicios, pero sería sabio incorporar metas adicionales (como la resistencia, la fuerza como el equilibrio y la liberación de estrés), de forma que el programa de ejercicios permanezca relevante y adecuado. La meta de incrementar el deseo sexual podría no ser apropiada para todos los individuos dado su estatus de relación, es la y madurez emocional.

Motivación

Las parejas en relaciones saludables pueden considerar utilizar el ejercicio como una herramienta para mejorar el aspecto sexual de su relación. Esto podría conducir a una mayor motivación y cumplimiento para el programa de ejercicios. Como la frecuencia y la duración de los encuentros íntimos incrementa, el sexo puede servir como actividad cardiovascular incluida en el programa de beneficios.

Más galerías de fotos



Escrito por ozzie jacobs | Traducido por laura de alba