Efectos del azúcar de palma en los niveles de glucosa en sangre

La glucosa es un azúcar simple que viaja en el torrente sanguíneo y le proporciona energía a las células. Los niveles de glucosa en sangre son controlados por la insulina, que es liberada por el páncreas. Niveles muy elevados o muy reducidos de glucosa en sangre conllevan a cambios en el comportamiento y problemas de salud. Algunos alimentos se metabolizan rápidamente en glucosa, que puede conllevar a picos en la liberación de insulina y niveles fluctuantes de glucosa en sangre, mientras que otros se descomponen lentamente y provocan menos desequilibrio. El impacto que un compuesto tiene sobre los niveles de glucosa en sangre se mide con el índice glucémico. El azúcar de palma tiene un índice glucémico relativamente bajo, lo que hace que sea una alternativa saludable para los diabéticos. Consulta con un nutricionista respecto de cómo los alimentos afectan los niveles de glucosa en sangre.

Índice glucémico

El índice glucémico es una medida comparativa de qué tan rápido un determinado carbohidrato se convierte en glucosa. Se tiene en cuenta la calidad del carbohidrato en el alimento y se ignora la cantidad. La carga glucémica es una medida diferente que considera la cantidad y la calidad del contenido de carbohidratos en un alimento específico. En general, los alimentos que tienen un valor de índice glucémico bajo suelen tener una carga glucémica baja, mientras que los alimentos con un valor de índice glucémico elevado o intermedio pueden variar entre cargas glucémicas elevadas o muy bajas, dependiendo de la cantidad que consumas. El índice glucémico es muy útil para comparar el impacto que los diferentes edulcorantes y comidas tienen sobre los niveles de glucosa en sangre.

Valores del índice

El índice glucémico es una escala de 0 a 100, en donde 100 representa el impacto del consumo de glucosa pura. Como tal, los números menores representan un menor impacto en los niveles de glucosa en sangre y generalmente caracterizan a los carbohidratos que llevan más tiempo para ser metabolizados. Los valores del índice de 55 o menos se considera que tienen un impacto bajo en los niveles de glucosa en sangre y liberación de la insulina. Los valores entre 56 y 69 se considera que tienen un impacto moderado, mientras que aquéllos entre 70 o más representan un impacto importante. Los alimentos y edulcorantes con índices glucémicos bajos están recomendados para los diabéticos y personas obesas.

Azúcar de palma

La azúcar y el jarabe de palma se derivan de la savia de determinadas especies de palmeras. Se prepara mediante la recolección de la savia de la palmera, reduciéndola al hervirla y luego dejándola secar hasta formar gránulos. El azúcar de palma no es azúcar de coco, que se hace a partir de las flores de la palmera de coco. El azúcar de palma es popular en los países de la Polinesia y Asia Sud-Oriental y es reconocida por sus beneficios para la salud. De acuerdo al libro "Contemporary Nutrition: Functional Approach" (Nutrición Contemporánea: Enfoque Funcional), el azúcar de palma tiene un valor de índice glucémico de 35 y es una fuente de muchos minerales esenciales. Algunas fuentes determinan un valor más elevado para el azúcar de palma, hasta 41, pero algunas variedades están mezcladas con el azúcar de caña y no son puras.

Consecuencias

En comparación con otros edulcorantes, el azúcar de palma tiene un impacto relativamente bajo sobre los niveles de glucosa en sangre y es más adecuada para los diabéticos, que no producen la suficiente insulina o son resistentes a la insulina. En comparación, el azúcar normal de mesa tiene un valor de índice glucémico de 68 y la miel, de 55. Además, en comparación con el azúcar rubia y el azúcar de mesa, el azúcar de palma tiene más potasio, magnesio, zinc, hierro, fósforo, nitrógeno y sodio. Sin embargo, sólo porque el azúcar de palma impacta menos en los niveles de glucosa comparativamente, no significa que no se debe limitar su consumo. El consumo excesivo de azúcar de palma incrementaría los niveles de glucosa en sangre demasiado, así que la moderación es la clave.

Más galerías de fotos



Escrito por sirah dubois | Traducido por florencia prieto