Dolor de rodilla por practicar karate

Aunque la mayoría de las lesiones de karate son contusiones y heridas en la cabeza, las lesiones en la rodilla también son bastante frecuentes y es fácil imaginar por qué. Las rodillas reciben el golpe de una paliza en karate. Desde patadas a los postes a la postura del caballo, la flexión, el impacto y el movimiento explosivo constante, todo suma. Si experimentas dolor en la rodilla por karate, podrías estar sufriendo por una serie de cuestiones.

Hiperextensión

Cuando practicas patadas en el aire, tu maestro probablemente te dice que no patees con toda tu fuerza, sobre todo en tiros de pelota. Las patadas frontales sobre todo son alimentadas por la fuerza de tu centro, cuádriceps y flexión de la cadera. Si eres muy fuerte, estos músculos podrían sobrepotenciar la articulación de la rodilla. Patear a pleno motor al aire sin un objeto sólido para detener el arco puede causar la hiper-extensión de la pierna o básicamente doblarla hacia atrás. Esto también puede ocurrir como resultado de recibir un golpe y en casos severos, puede desgarrarse el ligamento cruzado anterior, advierte MClinic.com.

Lesiones de rotación

Las lesiones por rotación ocurren cuando tu estabilidad es pobre o eres perezoso con tu cuerpo. Piensa en tu pierna de apoyo cuando pateas. ¿Te tambaleas o giras el cuerpo en su totalidad? Las rodillas están diseñadas para funcionar como bisagras y tratar de ajustar su posición, girando el cuerpo sin mover el pie pone enorme presión sobre los tendones y los ligamentos. Presta mucha atención al aprender nuevos movimientos y muévete lentamente con movimientos nuevos hasta que estés seguro de que eres lo suficientemente fuerte y con suficiente equilibrio como para estabilizarte de forma segura.

Las lesiones por uso excesivo

La causa más común de una lesión en la rodilla es el uso excesivo. Si el dolor es en los laterales de la rodilla, lo más probable es que sufras un síntoma en la banda iliotibial y si es en la parte delantera de la rodilla es probable que el síndrome sea patelofemoral. Estas mismas lesiones son comunes en los atletas de muchos deportes y pueden causar problemas crónicos si no se tratan. El estrés repetitivo en la rodilla a menudo apoyando todo el peso del cuerpo, desgasta las partes. Fortalece los músculos isquiotibiales y cuádriceps prestando mucha atención a la forma en que puedes prevenir o ayudar a mitigar el dolor. Pídele a tu maestro que critique tu forma y señale tus debilidades para saber tus puntos débiles.

Cuándo preocuparse

Si el dolor es repentino, grave o va acompañado de inflamación, busca atención médica. El descanso, el hielo, la compresión y la elevación de la pierna son generalmente suficientes para los síntomas leves y el ibuprofeno puede ayudar a reducir la hinchazón y la inflamación. Si tu dolor empeora en el transcurso de unos pocos días, consulta a tu médico. Es posible que tengas una herida grave que debes tratar.

Más galerías de fotos



Escrito por angela brady | Traducido por andrea galdames