Tengo un dolor en la parte superior del pie cuando patino

El dolor en la parte superior del pie es una queja común de los patinadores y los patinadores de hielo. Sin importar si eres un patinador de fin de semana informal o un competidor de elite que pasa de cinco a seis días a la semana en el perfeccionamiento de tu técnica, es importante identificar la causa del dolor. Muchos de los casos de dolor de pie se pueden tratar con reposo y cuidado personal, pero si los síntomas no mejoran después de unos pocos días, consulta a tu médico. Podiatry Today aconseja llevar tus patines a la consulta para que el médico pueda ver si un ajuste inadecuado está contribuyendo al problema.

Mordedura del cordón

La mordedura del cordón es bastante común entre los patinadores, que además se conoce como "mordedura de patín". Puede ser consecuencia de un cordón demasiado apretado en las botas del patín, que irrita los tejidos blandos en la parte superior del pie, y puede afectar a los patinadores lineales, de cuatro ruedas y artísticos. Vuelve a evaluar los patrones de cordón para asegurarte de que la presión se distribuya uniformemente sobre la parte superior de tu pie. Puede que tengas que cambiar el diseño de trenzado, añadir ganchos de encaje de línea media, o una almohadilla a la parte superior de tu pie para aliviar la condición. Agregar al patín una lengua porosa de caucho, fieltro o lana de cordero también puede ser necesario. Puedes reducir el dolor aplicando hielo durante 20 minutos cada dos horas y tomando medicamentos antiinflamatorios de venta libre --como aspirina o ibuprofeno-- siempre y cuando no tengas condiciones que impidan su uso. Si el dolor persiste, consulta a tu médico.

Neuropatía por atrapamiento

La presión sobre la parte superior de tu pie por los patines demasiados apretados puede contribuir a una neuropatía por atrapamiento, también conocida como un nervio pellizcado. El nervio peroneo profundo --responsable de mover el músculo extensor del dedo gordo del pie-- es a menudo afectado. Los síntomas incluyen dolor en la parte superior de tu pie, con adormecimiento y hormigueo en el primer y segundo dedo del pie. Al igual que con una mordida de cordón, la presión debe ser retirada de la parte frontal del tobillo. La mayoría de los nervios pinzados pueden ser tratados con medicamentos, reposo, hielo y antiinflamatorios. Tu médico también puede recomendar inyecciones de esteroides.

Fractura del metatarso por estrés

El dolor en la parte superior del pie también puede ser resultado de una fractura del metatarso. Estas lesiones tienen la forma de una colección de pequeñas grietas en el hueso; Podiatry Today señala que éstas son las lesiones crónicas más frecuentes en las patinadoras femeninas, y con frecuencia son causadas por la fuerza de los despegues y aterrizajes de los saltos repetitivos. Los patinadores lineales y de cuatro ruedas también son susceptibles. Los síntomas incluyen dolor que empeora gradualmente en la parte superior del pie, junto con hinchazón y moretones. Debido a que una bota de patinaje puede actuar como un yeso, tus síntomas pueden mejorar mientras estás usando los patines, pero la condición empeorará si no se trata. Tu médico te puede aconsejar un soporte de peso por tres o cuatro semanas hasta que la lesión haya sanado, además te puede recomendar hielo y medicamentos antiinflamatorios. La mayoría de las fracturas por sobrecarga sanan por completo con el reposo.

Prevención

Puedes ayudar a prevenir la mordedura del cordón, problemas de los nervios y las fracturas por estrés asegurándote de que los patines estén ajustados y rellenados correctamente. Podiatry Today recomienda un moldeo de la bota por calor para obtener un ajuste perfecto. Un estiramiento apropiado y ejercicios de calentamiento antes de patinaje son esenciales. Tu entrenador o instructor también puede evaluar tu técnica y recomendarte el fortalecimiento y ejercicios de estiramiento para corregir los desequilibrios en la fuerza muscular y la flexibilidad. Como con cualquier lesión por esfuerzo repetitivo, se debe evitar el exceso de entrenamiento. Debes tener por lo menos un día a la semana de descanso de la actividad física extenuante.

Más galerías de fotos



Escrito por carol sarao | Traducido por martín giovana