Dolor en las manos después de hacer ejercicio

Ciertas actividades físicas pueden causar dolores musculares en las manos, pero el dolor que dura después de hacer ejercicio podría ser un signo de edema, síndrome del túnel carpiano o fractura. Determinar por qué estás experimentando dolor de mano después de hacer ejercicio y cómo tratarlo a veces es difícil, así que es importante que consultes a tu médico si el dolor se repite o no desaparece.

Dolor muscular

Algo del dolor de la mano y de los dedos de la realización de deportes que requieren destreza, tal como el golf y el levantamiento de pesas, es normal y a menudo puede ser atribuido a la aparición retardada y el dolor en los músculos. Este tipo de dolor generalmente desaparece por si mismo brevemente. El método RICE (rest, ice, compression, elevation -- descanso, hielo, compresión, elevación) puede ayudar a aliviar el dolor y reducir la hinchazón, pero si el dolor dura más de tres días o es severo, entonces visita a un médico. Usar guantes de especialidad o agarraderas puede ayudar a reducir el dolor muscular mientras participas en ejercicios y deportes relacionados con destreza.

Hinchazón

La hinchazón y el hormigueo en las manos que ocurre durante y después de caminar o en ejercicio similares se conoce como edema. Médicamente, la razón de la inflamación es un aumento en el volumen de los líquidos entre las células, y puede suceder por una variedad de razones. El calor excesivo, la deshidratación y la alta ingesta de sodio pueden llevar a un edema. El Dr. Carl o "Chip" Lavie, director de la Exercise Laboratories en Ochsner Clinic Foundation, mencionó en la revista "Fitness" que puedes evitar la hinchazón de manos realizando movimientos de ejercicio de brazos, tales como flexiones de bíceps sin pesas, mientras caminas.

Síndrome del túnel carpiano

El síndrome del túnel carpiano es común entre las personas que realizan movimientos repetitivos de la mano y la muñeca, como jugar raquetball o al baloncesto, según lo señala los National Institutes of Health (NIH). Algunos de los síntomas de este síndrome incluyen entumecimiento o cosquilleo en el dedo pulgar y los próximos dos o tres dedos de una o ambos manos, entumecimiento o sensación de hormigueo en la palma de la mano y debilidad en una o ambas manos. El tratamiento incluye descontinuar el deporte específico o ejercicio y tomar medicamentos como ibuprofeno para reducir el dolor o tener una cirugía. Aunque los síntomas a menudo mejoran con el tratamiento menos invasivo, más del 50 por ciento de los casos eventualmente requieren cirugía, según lo reportan los NIH.

Fracturas

Una razón adicional para el dolor en las manos después de un ejercicio que no debe ser descartada es una fractura. Las fracturas pueden ocurrir tanto en los pequeños huesos de los dedos (falanges) o los largos huesos (metacarpianos). Los signos y síntomas de un hueso roto en la mano incluyen la hinchazón, la sensibilidad o la incapacidad para mover un dedo determinado, según lo señala la American Academy of Orthopaedic Surgeons. Si bien muchas fracturas pueden ser realineadas teniendo a un doctor manipulandolas, a veces la cirugía es necesaria para restaurar la mano a todas las funciones.

Más galerías de fotos



Escrito por gabrielle dion | Traducido por valeria garcia