¿El dolor de espalda es una señal temprana de embarazo?

Tanto si una pareja está tratando de concebir o espera evitar el embarazo, las dos semanas de espera entre la ovulación y una prueba de embarazo positiva o negativa pueden ser emocionalmente estresantes. Aunque algunas mujeres no experimentan ningún síntoma temprano de embarazo, otras tienen náuseas, fatiga, dolor en los pechos y muchas otras señales. Sin lugar a dudas, uno de los síntomas tempranos de embarazo más incómodos, y uno de los más comunes, es el dolor de espalda. Por desgracia, a menudo se manifiesta antes del primer período faltante, y se extiende durante todo el embarazo.

Importancia

Como una señal temprana de embarazo, un síntoma que se manifiesta antes de la primera falta del período menstrual o la prueba positiva, el dolor de espada puede ser bastante ambiguo. Aunque American Pregnancy sugiere que el dolor de espalda a menudo se produce al principio del embarazo, también es un síntoma común de menstruación. Como tal, puede llevar a confusión sobre si se ha concebido un niño o está por comenzar el flujo menstrual. El estrés también puede producir dolor de espalda, confundiéndolo más con una señal de embarazo.

Período de tiempo

Muchas mujeres encuentran que el dolor en la parte baja de la espalda comienza algunos días después de la concepción, mientras que otras no lo sienten hasta bien entrado el primer trimestre, si es que lo sienten. La Clínica Mayo señala que la mayoría de las mujeres experimentan dolor de espalda en algún momento de su embarazo, si no antes, ciertamente durante el tercer trimestre cuando el aumento de peso del feto ejerce presión en el cuerpo de la madre. Como señal temprana de embarazo, no obstante, muchas mujeres encuentran que (al menos en retrospectiva) experimentaron algún dolor de espalda incluso antes de su prueba de embarazo positiva.

Razones

Hay muchas razones para el dolor de espalda a fines del embarazo; el feto y los pechos en crecimiento presionan el cuerpo y doblan la columna. No obstante, al principio no hay estrés físico en el cuerpo de la madre, por lo que la razón del dolor de espalda a principios del embarazo es un poco menos obvia. "Parenting", un sitio web para futuras madres y parejas, señala que el dolor de espalda se puede deber a un aflojamiento de los ligamentos. Las hormonas responsables de relajar el cuerpo de la madre para prepararla para el parto comienzan a ser secretadas muy temprano en en embarazo, a menudo antes de que la madre sepa que está embarazada. Aunque estas hormonas serán muy útiles más tarde, permitiendo que el bebé pase por la faja pélvica para venir al mundo, al principio son simplemente molestas. Los ligamentos flojos pueden implicar desalineación de la espalda y el dolor subsiguiente.

Prevención y solución

La Clínica Mayo proporciona varias sugerencias para aliviar el dolor de espalda a principio del embarazo. Señalan que la buena postura es la clave. También aconsejan a la futura madre dormir de lado, levantar objetos pesados con cuidado (cuanto mucho), y permanecer activa para mantener el tono muscular. Un masaje suave también ayuda.

Visión de los expertos

American Pregnancy enfatiza que todas las mujeres son diferentes al principio del embarazo. Aunque saber los que otras han experimentado puede ser útil para que una mujer determine si está o no embarazada, solo la prueba de embarazo o la consulta con el médico proporcionan una prueba absoluta. Lo mejor para una mujer que sospecha estar embarazada, tenga o no dolor de espalda y otros síntomas clásicos tempranos de embarazo, consumir una dieta nutritiva, evitar el alcohol y los cigarrillos, y alejarse de los químicos fuertes hasta que el embarazo haya sido confirmado.

Más galerías de fotos



Escrito por kirstin hendrickson | Traducido por maria eugenia gonzalez