Dolor de cuello y hombros tras una caída en bicicleta

Andar en bicicleta es una forma de ejercicio saludable y segura que la llevan a cabo decenas de millones de personas todos los años. Desafortunadamente, andar en bicicleta puede presentar sus riesgos. Caerse de una bicicleta puede conllevar a dolor intenso en los hombros y cuello. Dado que, a veces, este dolor puede ser indicativo de una lesión grave, es importante comprender qué causa el dolor relacionado con las bicicletas y cómo se puede remediar.

Síntomas

El dolor como resultado de una caída en bicicleta puede afectar los nervios, articulaciones, músculos, tendones y espina vertebral del área del cuello y hombros. También se puede sentir en otras partes del cuerpo, tales como la mandíbula, cabeza y parte superior de los brazos. Los síntomas pueden incluir dolor, presión, cosquilleo, debilidad, rigidez, entumecimiento y espasmos musculares. También puedes experimentar dificultades para mover el cuello y hombros luego de una caída de este estilo.

Causas

Puedes caerte de la bicicleta como resultado de peligros del entorno, como grava suelta, errores de los automovilistas, pérdida del control de la bicicleta, choques contra un objeto, tales como un automotor, altas velocidades al conducir o fallas mecánicas en la bicicleta. Estas situaciones pueden conllevar a trauma físico, dislocaciones dolorosas, distensiones, esguinces o fracturas en el área de los hombros o cuello.

Tratamientos

Toma acetaminofeno o ibuprofeno para el tratamiento del dolor en los hombros y cuello derivado de la caída en bicicleta. También puedes aplicar hielo o una almohadilla de calor al área afectada durante las primeras 72 horas luego de la lesión. Evita andar en bicicleta hasta que las áreas afectadas se curen. Mueve el cuello y los hombros hacia arriba y hacia abajo, de un lado hacia el otro, para estirar los músculos. El médico necesitará reparar, por medio de una intervención quirúrgica, los esguinces, dislocaciones y fracturas graves.

Prevención

Para evitar las caídas en bicicleta, asegúrate de que la bicicleta sea cómoda para ti. Ajusta el asiento para colocarlo en la posición correcta, a fines de que las rodillas se encuentren ligeramente dobladas cuando las piernas están totalmente extendidas. Asegúrate de que el manubrio esté al mismo nivel que el asiento. Verifica que las ruedas estén debidamente infladas y que los frenos funcionan antes de comenzar a andar. Además, siempre debes estar atento a peligros de la carretera, como baches o charcos. Siempre mantén las dos manos en el manubrio -- lleva contigo elementos adicionales en una mochila o estuche para bicicleta.

Advertencias

Consulta con un médico si el dolor de cuello u hombros está acompañado de sensibilidad extrema, enrojecimiento, inflamación repentina, dolor intenso, deformidades en las articulaciones o imposibilidad de utilizar el área afectada. Además, debes buscar ayuda inmediata si sangras como resultado de la caída, tienes dificultades para respirar, sientes opresión en el pecho o si un hueso o un tendón del hombro o cuello está expuesto.

Más galerías de fotos



Escrito por rose erickson | Traducido por florencia prieto