Cómo doblar camisetas con tirantes delgados

Si eres como la mayoría de las mujeres, nunca puedes tener demasiadas camisetas sin mangas. Las que tienen tirantes delgados son la definición de versatilidad. Con un cárdigan, un par de vaqueros ajustados y algunos accesorios, tendrás un atuendo elegante para la noche; o combina una camiseta sin hombros con unos pantalones cortos para mantenerte a ti y a tu estilo frescos. Son buenas para ponerse todo el año. Sin embargo si no tienes espacio en tu armario para colgarlas y tienes que aventarlas en los cajones de la cómoda, estas prendas pueden desordenarse. Los mejores métodos de doblado para camisetas con tirantes delgados las mantienen accesibles y sin arrugas maximizando el preciado espacio de los cajones o estantes.

Nivel de dificultad:
Fácil

Instrucciones

    Doblado básico

  1. Coloca la camiseta boca abajo, con la parte trasera de la camiseta viendo hacia ti.

  2. Dobla los tirantes hacia la línea de las axilas.

  3. Dobla la camiseta a la mitad, verticalmente. La costura izquierda debe alinearse con la costura derecha.

  4. Dobla la camiseta a la mitad, horizontalmente. Ahora un cuarto del frente de la camiseta es visible, así que puedes reconocerla cuando esté en tu cajón o encima de un estante del guardarropa.

    Opción enrollada

  1. Coloca la camiseta viendo hacia abajo.

  2. Dobla la camiseta a la mitad, verticalmente, para que las costuras de los lados estén alineadas.

  3. Dobla los tirantes hacia abajo al fondo de la línea de las axilas.

  4. Enrolla la camiseta hacia el dobladillo del fondo. Este método convierte las blusas ondeantes en burritos compactos, listas para ser reconocidas por color o propósito en tus cajones.

Consejos y advertencias

  • Quítale las arrugas a tus camisetas antes de doblarlas, para que puedas tomarlas e irte cuando estás apurada.
  • En lugar de apilar tus camisetas dobladas una sobre otra en tus cajones, colócalas verticalmente, lado a lado. Coloca cada camiseta con el dobladillo hacia abajo en el cajón, para que quede mirando hacia arriba. Cuando eres así de organizada, jamás tendrás que buscar por todas tus camisetas para encontrar la adecuada.
  • Si es posible, cuelga tus camisetas elegantes que tienen tirantes delgados. Cualquier prenda de seda o de terciopelo pertenece a un gancho.

Más galerías de fotos



Escrito por ivy morris | Traducido por yolanda adriana paulín vázquez