Diuréticos y magnesio

Algunas de las importantes funciones que desempeña el magnesio en el cuerpo son: la regulación de los latidos del corazón, apoyo al sistema nervioso, el fortalecimiento de los huesos, entre muchas otras. La deficiencia de magnesio no es común, pero ciertos factores, incluyendo la toma de diuréticos, o píldoras de agua, pueden aumentar el riesgo. Por esta razón, tu médico puede recomendarte que tomes un suplemento de magnesio, mientras que estás consumiendo este tipo de medicamento.

Tipos de diuréticos

Existen tres tipos de diuréticos, pero sólo dos de ellos bajan los niveles de magnesio. Se trata de los diuréticos tiazídicos y los diuréticos de asa. Los diuréticos de asa trabajan haciendo que tengas que orinar con más frecuencia, lo que reduce la presión arterial. Los diuréticos tiazídicos aumentan la micción, pero también ensanchan los vasos sanguíneos para reducir la presión. Además de tratar la hipertensión, los diuréticos se prescriben para ciertas enfermedades del corazón, así como para algunos problemas de hígado o de riñón. Estos medicamentos tienen una serie de efectos secundarios, pero éstos generalmente desaparecen una vez que tu cuerpo se acostumbra a ellos. Los efectos más comunes son: mareos, aumento de la sed y dolores de cabeza.

Efecto sobre el magnesio

Los diuréticos tiazídicos y los diuréticos de asa son conocidos como fármacos que disminuyen el potasio debido a la necesidad frecuente de orinar, que causa la pérdida excesiva de este mineral. La disminución del nivel de magnesio se produce por la misma razón, aunque esto puede no aparecer en los resultados de los análisis de sangre. La disminución del magnesio puede perpetuar la pérdida del potasio, aumentando aún más los riesgos de esta deficiencia. Un suplemento puede ayudar a contrarrestar estos efectos de los diuréticos. Un estudio realizado en la edición de febrero del 2000 de "Kidney International" sugiere que tomar un suplemento de potasio y magnesio combinados puede aumentar los niveles de magnesio en la sangre en pacientes que tienen niveles bajos de potasio debido a los diuréticos tiazídicos.

La deficiencia de magnesio

El aumento de la hipopotasemia, o el bajo nivel de potasio, no es el único riesgo asociado con la deficiencia de magnesio. También puede reducir los niveles de calcio, lo que puede afectar negativamente a la salud ósea, si se deja sin resolver. Otros efectos de la deficiencia de magnesio incluyen debilidad muscular, náuseas, vómitos, problemas de sueño, ansiedad e irritabilidad, de acuerdo con la University of Maryland Medical Center. También pueden aparecer espasmos musculares y el síndrome de piernas inquietas. Algunas de las más graves consecuencias de esta deficiencia son: latido cardíaco irregular, hipotensión y convulsiones.

Otros medicamentos

Los diuréticos tiazídicos y los diuréticos de asa no son los únicos medicamentos que pueden reducir los niveles de magnesio. Ciertos antibióticos, además de medicamentos esteroideos como la prednisona pueden hacer lo mismo. Tomar insulina o antiácidos puede disminuir los niveles de minerales. Habla con tu médico sobre todos los medicamentos y suplementos que estés tomando, ya que muchos pueden interactuar con el magnesio de otras maneras. Por ejemplo, tomar suplementos de magnesio puede aumentar los efectos secundarios de otros fármacos antihipertensivos, incluyendo los betabloqueadores.

Más galerías de fotos



Escrito por rachel morgan | Traducido por luis eduardo barbosa