Dispraxia y dieta

La dispraxia es una condición médica que se manifiesta con problemas de coordinación física y de movimientos. Se cree que una suplementación dietaria con ciertos ácidos grasos omega-3 puede ayudar a reducir los síntomas de dispraxia. Sin embargo, no debes probar esta terapia alternativa sin hacer una consulta con tu médico.

Síntomas

La dispraxia es una condición médica en la que una persona tiene dificultades de coordinación y movimiento. Según Medical News Today, si tienes dispraxia, es probable que tengas dificultad en realizar movimientos físicos fluidos y también puedes tener problemas con el lenguaje. Lostérminos anteriores, y actualmente obsoletos para la dispraxia, incluían daño cerebral mínimo y síndrome del niño torpe. En la actualidad, la dispraxia es también conocida como trastorno del desarrollo de la coordinación y como dificultades moto-perceptuales.

Incidencia

Se estima que aproximadamente una de cada 10 personas tienen algún grado de dispraxia, según Medical News Today. Alrededor de una persona en 50 tiene dispraxia severa. De ellas, aproximadamente un 80% son hombres. Si trabajas en educación, es probable que tengas un estudiante con dispraxia en cada salón de 30 alumnos.

Opinión experta

Un artículo de la edición de abril de 2004 de "Prostaglandins, Leukotienes and Essential Fatty Acids" sostiene que existe mucha evidencia experimental y científica que apoya el uso de ciertos ácidos grasos insaturados en individuos con dispraxia. Además, se está llevando a cabo el uso terapéutico de ácidos grasos para TDAH, dislexia y trastornos del espectro autista. Aunque se necesitan más investigaciones para validar los beneficios de los ácidos grasos insaturados para tratar la dispraxia, la suplementación dietaria con, por ejemplo, hígado de bacalao (fuentes de ácidos grasos altamente insaturados) está siendo usada por muchos individuos e instituciones.

Función

Se cree que los síntomas de dispraxia puede surgir por una deficiencia en ácidos grasos omega-3. Un artículo de la edición de septiembre de 2007 de "Alternative Medicine Review" informa que estudios doble-ciegos, controlados y aleatorizados muestra que combinaciones de ácidos grasos omega-3, ácido eicosapentanoico, o EPA, y ácido docosahexaenoico, o DHA, reducen los síntomas de dispraxia y otros problemas de salud. El DHA y el EPA se encuentran naturalmente en pescados azules y otros alimentos, y también están disponibles como suplementos dietarios comerciales.

Advertencia

El tratamiento dietario para la dispraxia es una forma de terapia alternativa o complementaria y no debe ser considerada un sustituto de los tratamientos médicos convencionales que se realizan bajo supervisión de un profesional médico. Estos últimos tratamientos incluyen la terapia ocupacional, terapia del lenguaje, y entrenamiento motor perceptual. Aunque la dispraxia no puede ser curada, muchos individuos encuentran que sus síntomas mejoran con estas terapias convencionales.

Más galerías de fotos



Escrito por jae allen | Traducido por mariana palma