Las dificultades que enfrentan las familias monoparentales

U.S. Census Bureau informó que el 40,6% de los nacimientos en 2008 fueron de madres solteras. Esta tendencia ha aumentado con cada encuesta y se ha más que duplicado en los últimos 30 años. Los padres solteros -incluso aquellos que optan por serlo- se ocupan de la paternidad y los desafíos domésticos solos. Debido a esto, pueden enfrentar una serie de dificultades, incluidas las cuestiones del cuidado infantil, problemas financieros, sociales y de relación.

Presión social

Un estudio de 2011 de Pew Research Center encontró que aproximadamente el 70% de los encuestados considera que las madres solteras son malas para la sociedad. Esto puede explicar el alejamiento, discriminación y solidaridad que los padres solteros pueden experimentar en su comunidad. Los empleadores pueden temer que los compromisos familiares de un padre soltero afecten su desempeño en el trabajo, o sus vecinos pueden rechazarlo por motivos religiosos. A pesar de que las familias monoparentales son comunes y rápidamente se convierten en la norma, la sociedad parece aferrarse al ideal o preferencia de los hogares biparentales.

Dificultades económicas

Según National Center for Children in Poverty, el 75% de los bebés y niños pequeños que tienen un solo padre tienen bajos ingresos en comparación con el 35% de los que tienen padres casados. Los padres solteros a menudo carecen de los recursos de apoyo para el hogar necesarios para seguir una carrera o tener un trabajo mejor pagado. Cuando un niño está enfermo -lo que sucede a menudo- no hay duda de quién tendrá que quedarse en casa con él si tiene un solo padre. Al igual que es difícil avanzar en una carrera, también lo es participar en una capacitación o educación adicional que podría conducir a mejores ingresos. Los programas universitarios en línea y los horarios de trabajo flexibles pueden ayudar a cambiar esto.

Cuestiones sobre el cuidado de los niños

Los padres solteros generalmente deben hacer sus compras con los niños, relajarse con ellos, trabajar cuando alguien más pueda verlos, asistir a las citas con sus hijos y pagar un alto precio si quieren un descanso. Sin otro padre en casa con quien dejar a los niños o compartir la carga de encontrar y pagar a alguien por el cuidado de estos, los padres solteros deben valerse por sí mismos. Cuando los niños tienen la edad suficiente, a menudo cuidan de sí mismos, por lo que el padre puede hacer más cosas solo.

Problemas de relación

Los padres solteros que trabajan tienen que hacer malabares para cumplir sus muchas responsabilidades. Esto puede llegar a ser abrumador y afectar sus relaciones. Los padres solteros pueden sentir que no pasan suficiente tiempo de calidad con sus hijos porque tienen que pasar tanto tiempo cubriendo sus necesidades básicas. O pueden no sentirse tan abiertos a tener citas o amistades con otros adultos, debido a la responsabilidad de los niños. También, pueden sentirse más solos debido a su estado. Si bien es importante establecer límites, los padres solteros pueden beneficiarse de tener un amigo con el que disfrutar de la compañía de un adulto.

Carga de trabajo

No hay duda de quién está a cargo de las tareas del hogar cuando no hay nadie más a quien delegar. Los padres solteros pueden trabajar ocho horas o más al día, sólo para volver a casa y hacer las tareas domésticas. Puede ser difícil completar todas las tareas en un día de veinticuatro horas, lo que puede afectar la manera en que vives. Hay cosas que no podrás hacer de la forma en que quisieras, y es posible que no puedas asistir a cada evento o función que otros esperan que veas. Aprender a decir no, tener excelentes habilidades de gestión del tiempo y fijarse prioridades, puede ayudar a los padres solteros a superar algunos de estos desafíos. Aceptar ayuda de miembros de la familia, o hacer que los hijos se involucren en las tareas del hogar, también puede ayudar a que las cosas sean más manejables.

Más galerías de fotos



Escrito por sara mahuron | Traducido por patricia a. palma