Diferentes tipos de posturas en el boxeo

Al aprender a boxear, el instructor comenzará a enseñarte con una postura adecuada, lo que te permitirá evitar y bloquear golpes, mientras que golpeas a tu oponente. La mayoría de los boxeadores utilizan ahora una postura clásica en guardia, ya que les proporciona el equilibrio y la postura necesaria para sobrevivir. La mayoría de las otras paradas utilizadas son variaciones de esta posición clásica, y los boxeadores la utilizan para lanzar golpes a los oponentes y ganar una ventaja en la pelea.

Postura clásica en guardia

Esta postura comienza estando de pie de costado, por lo que tu hombro frontal estará frente a tu oponente (los luchadores diestros pondrán su hombro izquierdo hacia adelante). Ten los pies al ancho de los hombros, con el talón de tu pie trasero alineado con la punta de tu pie delantero. Gira los pies para llegar a un ángulo de 45 grados hacia tu oponente, mientras flexionas las rodillas y las caderas un poco manteniendo la espalda recta. Mete los codos a los lados y coloca los brazos de manera que protegen la mayor parte de tu torso. Inclina la cabeza hacia abajo, para que tus manos protejan las mejillas y el mentón. Gira las palmas hacia adentro.

Postura de guardia asomada

La guardia asomándose cuenta con muchas similitudes con la guardia clásica, a menos que te agaches más profundo detrás de los brazos para que protejas más a tu cuerpo. Coloca los brazos superiores para que te protejan mejor la cabeza. Deja tus puños flojos, a menos que lances un golpe. Los boxeadores utilizan esta posición para fines defensivos, ya que les permite evitar golpes, mientras preparan un contra ataque.

Postura de armazón Philly

Con el escudo tipo Philly, los combatientes llevan su brazo principal mucho más abajo para proteger el cuerpo. Usa tu mano trasera para proteger tu mandíbula, mientras llevas tu hombro delantero mucho más arriba para ayudarte con esta protección. Algunos luchadores tienen problemas con esta postura, ya que hacen que sea difícil de realizar un golpe, pero sí deja al boxeador en una muy buena posición para lanzar ganchos.

Postura de guardia cruzada

Cuando utilizas la posición de guardia cruzada, tomas una posición abierta, que dejándote más expuesto hacia tu oponente. Cruza las manos, con la mano adelantada protegiendo tu línea de mandíbula y la mano trasera protegiendo tu línea de mandíbula frontal. Ten en cuenta que si bien esta postura sigue siendo eficaz defensivamente, es difícil generar potencia ofensiva, ya que vas a reducir la velocidad de tu mano.

Postura de zurdo

Si eres zurdo, la postura ortodoxa tradicional no va a funcionar para ti. En cambio, gira cualquier postura ortodoxa en torno a lo que comúnmente se conoce como el estilo zurdo. En esta posición, la mano derecha será la mano de frente y tu mano izquierda, que tiene más fuerza, estará en la parte trasera. La postura de zurdo también puede ser ocasionalmente eficaz para los combatientes que tengan una fuerza significativa y velocidad en cada mano.

Más galerías de fotos



Escrito por jeremi davidson | Traducido por franco castro