Diferencias entre los zapatos de baloncesto y los zapatos para entrenar

Tratar de encontrar el tipo correcto de calzado deportivo puede ser un reto, dada la amplia gama de características, estilos y modelos. Por ejemplo, los zapatos de baloncesto y de entrenamiento tienen numerosas similitudes, pero están diseñados para diferentes aplicaciones. Las diferencias entre los zapatos baloncesto y los zapatos de entrenamiento varían de acuerdo a la versatilidad general del zapato, el apoyo y la estabilidad, la amortiguación y los materiales de la suela.

Diseño

El diseño y construcción de los zapatos de entrenamiento y los zapatos de baloncesto se ven en el nivel de versatilidad de cada zapato. Los zapatos para entrenar están diseñados con una construcción baja para ser versátiles y funcionales. Este diseño específico permite que los zapatos de entrenamiento sean utilizado en una amplia gama de actividades, incluyendo entrenamientos, correr y hacer deportes. Los zapatos de baloncesto, sin embargo, están diseñados específicamente para el deporte y vienen en diseños bajos, medios o altos. La capacidad de elegir entre uno bajo, medio o uno alto le permite a los jugadores elegir su preferencia por la forma y el apoyo del tobillo.

Soporte

El apoyo y la estabilidad son factores importantes en los zapatos de baloncesto. Los zapatos de baloncesto están hechos con materiales densos y rígidos para evitar que el pie y el tobillo se muevan durante los movimientos y cambios de dirección laterales constantes. También tienen una fina capa de acolchado lateral para que tu pie se mantenga bajo en la cancha. Los zapatos de entrenamiento también tienen el apoyo y la estabilidad lateral, pero no están diseñados para soportar la misma cantidad de presión que los zapatos de baloncesto.

Amortiguación

Los zapatos de entrenamiento y los de baloncesto se hacen con diferentes materiales de amortiguación, incluyendo etileno acetato de vinilo (EVA) o poliuretano (PU. EVA) que es un material de amortiguación ligero conocido por la estabilidad y la durabilidad, mientras que PU es un poco más denso y resistente. Mientras que los zapatos de entrenamiento y los zapatos de baloncesto contienen los mismos materiales básicos de amortiguación, cada zapato tiene diferentes patrones de amortiguación y diseños para satisfacer las demandas de las actividades. Por ejemplo, los zapatos de baloncesto tienen una gruesa capa de amortiguación en toda la suela, con amortiguación reforzada en el talón y la planta del pie para soportar el funcionamiento constante de correr, saltar o el golpeteo de los piés durante un partido de baloncesto. Los zapatos de entenamiento, sin embargo, tienen una fina capa de amortiguación sin zonas reforzadas.

Suelas

La tracción en la cancha de baloncesto es esencial para la rapidez y la agilidad. Como resultado, los zapatos de baloncesto se han diseñado con un fondo de goma para las pistas cubiertas. Este material de caucho tiene un patrón específico que proporciona una tracción sólida sin marcar la cancha. La mayoría de los zapatos de entrenamiento están hechos con una resistente suela de caucho, tales como el caucho de carbono o el caucho quemado. Este tipo de goma hace que la suela sea suave, ligera y flexible por lo que es conveniente para las diversas canchas, incluyendo una pista o cancha de baloncesto.

Más galerías de fotos



Escrito por jeremy hoefs | Traducido por juan ignacio ceviño