Las dietas vegetarianas y la digestión

Las dietas vegetarianas son cada vez más populares, ya que la gente busca mayores beneficios para la salud. Hay varios tipos diferentes de vegetarianos, como los veganos, que no comen carne, huevos o productos lácteos, y los lacto-vegetarianos, que evitan la carne, el pescado, las aves de corral y los huevos, pero comen productos lácteos. El hilo común en todos los tipos de dietas vegetarianas es la abstinencia de carne, como el pollo, la carne de res y el cerdo.

Alimentos de dietas vegetarianas


Las dietas vegetarianas consisten principalmente en frutas, vegetales y granos enteros.

Según MedlinePlus.com, las dietas vegetarianas consisten principalmente en frutas, verduras y granos integrales, como el pan de trigo integral y arroz integral. Las lentejas (lentils), frijoles, nueces (nuts) y semillas constituyen la porción rica en proteínas de la dieta vegetariana. Además, también se ingieren sustitutos de la carne como el tofu, la proteína vegetal texturizada y las hamburguesas de soja.

Digestión de las carnes


Además de la grasa, las proteínas requieren mucho tiempo par ser digeridas.

La digestión es el proceso de descomposición de los alimentos y la obtención de nutrientes a partir de ellos. Las carnes son naturalmente libres de hidratos de carbono, y contienen sólo proteínas y grasas. Según el pediatra Dr. Bill Sears, al cuerpo humano le toma un tiempo muy largo digerir las grasas, que se encuentran en los aceites, la mantequilla, la carne y el tocino. Puede tardar hasta cuatro horas o más para digerir una comida rica en grasas, de acuerdo con Sears. Sin embargo, la proteína tarda más tiempo en ser digerida. Los alimentos que tardan mucho tiempo en ser digeridos causan una sensación de saciedad, pero también pueden llevar al estreñimiento.

Digestión de carbohidratos


Los hidratos de carbono como el pan, el arroz y la pasta son digeridos rápidamente por el cuerpo humano.

Según Sears, los hidratos de carbono como el pan, el arroz y la pasta son digeridos rápidamente por el cuerpo humano. Él dice que los hidratos de carbono pueden ser descompuestos totalmente y digeridos a las pocas horas después de ser consumidos. Debido a que la mayor parte de la dieta vegetariana proviene de los carbohidratos, las comidas vegetarianas son digeridas rápidamente.

La fibra en las dietas vegetarianas


Los granos enteros, los frijoles, las nueces, las semillas y las lentejas son ricos en fibra.

Las dietas vegetarianas suelen ser ricas en fibra alimentaria. La Harvard School of Public Health, describe a la fibra como un tipo no digerible de hidratos de carbono que añade volumen a las heces, causando evacuaciones intestinales regulares. La fibra también proporciona muchos beneficios para la salud como la reducción de la diabetes y los riesgos de diverticulitis. De acuerdo con la Harvard School of Public Health, los granos enteros, los frijoles, las nueces, las semillas y las lentejas son ricos en fibra. Las frutas y verduras contienen fibra también, mientras que la carne y los productos lácteos no contienen nada. La fibra en la dieta vegetariana ayuda a regular la digestión para que los alimentos no se mueven demasiado rápido a través del cuerpo.

Problemas de digestión


Beber mucha agua durante el día ayuda a disolver la fibra soluble y evitar calambres en el estómago.

Hay dos tipos de fibra: soluble e insoluble. La fibra soluble se disuelve en agua en el intestino, mientras que la fibra insoluble añade peso a las heces y se elimina de forma sencilla. Consumir una dieta alta en fibra puede ayudarte a mejorar la digestión y prevenir el estreñimiento, pero también puede conducir a problemas de digestión si una persona no está acostumbrada a consumir fibra. La Harvard School of Public Health recomienda beber mucha agua durante todo el día para ayudar a disolver la fibra soluble y evitar calambres en el estómago.

Más galerías de fotos



Escrito por sarah davis | Traducido por sofia loffreda