Dietas de 1.200 calorías para obesas

Un tercio de todos los adultos estadounidenses son obesos, con un IMC de 30 o superior. De ese tercio, el 35,5 por ciento son mujeres. Los programas de dieta son abundantes: libros de dietas, centros dietéticos, dietas en línea. Hacer dieta es un gran negocio, pero la simple verdad es que la pérdida de peso saludable es una cuestión de las calorías que entran contra las que salen, con un poco de ejercicio en la mezcla.

Dieta de 1.200 calorías

Por el bien de la nutrición, el límite inferior de calorías que una mujer debe consumir en un día es de 1.200. Por debajo de esta cantidad, debes estar bajo la supervisión de un médico, de acuerdo con la publicación de Harvard "HealthBeat". Una tasa de una segura pérdida de peso es de 1 a 2 libras por semana. Dependiendo de tu peso, esto puede significar comer más de 1.200 calorías. Por ejemplo, si mides 5 pies 5 pulgadas de estatura y pesas 200 libras, tu consumo de calorías para perder 2 libras en una semana debe ser de aproximadamente 1.280. Pero si eres de la misma altura y pesas 50 libras más, tu consumo de calorías para la misma cantidad de pérdida de peso sería de alrededor de 1580.

Calcular tus calorías

Hay una serie de calculadoras de calorías en libros o en línea. Sin embargo, es fácil calcular lo que tu ingesta de calorías debe ser. Una persona moderadamente activa quema alrededor de 15 calorías por libra por día. Si multiplicas tu peso por 15, tienes el número aproximado de calorías que necesitas para mantener tu peso actual. Si eres un poco activa, multiplica tu peso por 13 calorías por libra y si eres sedentaria, multiplica 10 calorías por libra. Cada libra de grasa es dotada con 3.000 calorías, por lo que para perder 1 a 2 libras por semana, disminuye la ingesta calórica diaria en 500 a 1.000 calorías. Resta esa cantidad de tus calorías de mantenimiento, y encontrarás la ingesta diaria de calorías que necesitas para bajar de peso de forma segura.

Qué comer

Una alimentación saludable incluye frutas y verduras, granos enteros y grasas saludables. Al estar a dieta no hay razón para cambiar eso, sólo hay que comer menos. Puedes dividir tus 1.200 calorías en tres comidas de 400 calorías, o tener un ligero desayuno de 200 calorías o el almuerzo y permítete 500 calorías en cada una de las otras dos comidas. Algunos encuentran que el "pastoreo" a lo largo del día es más fácil para ellos. Para las comidas, llena la mitad de tu plato con frutas y verduras, con un cuarto de plato de granos, la mitad de tus granos diarios deben ser granos enteros, y una cuarta parte de la proteína. Los lácteos también deben ser parte de tu dieta diaria. Los alimentos ricos en fibra te ayudarán a sentirte lleno durante más tiempo.

Calcio y vitamina D

Las mujeres tienen consideraciones dietéticas especiales, la necesidad de calcio y vitamina D es una de ellos. Hacer dieta no hace que sea fácil obtener las cantidades recomendadas de estos nutrientes. Consume alimentos bajos en calorías, ricos en calcio, como yogur bajo en grasa, queso cottage y el brócoli. Pregunta a tu médico si requieres un suplemento de calcio. La vitamina D ayuda al cuerpo a absorber el calcio. Por lo general es menor en las personas obesas, pero un estudio publicado por el "American Journal of Clinical Nutrition" en mayo del 2011 encontró que las mujeres obesas mayores que perdieron al menos el 15 por ciento de su peso corporal tenían un aumento significativo en la vitamina D. Los investigadores están explorando si la vitamina D afecta enfermedades crónicas asociadas con la obesidad, tales como el cáncer y la diabetes.

Más galerías de fotos



Escrito por kira jaines | Traducido por verónica sánchez fang