Dieta para el síndrome del intestino permeable

El síndrome de intestino permeable, también conocido como permeabilidad intestinal, se produce cuando las sustancias, tales como partículas parcialmente digeridas de alimentos, toxinas y bacterias, se fugan a través de la pared intestinal hacia el torrente sanguíneo. Los cambios en la dieta son algunas de las opciones de tratamiento recomendadas para curar los intestinos dañados. El LGS interfiere con la producción de la enzima necesaria para la digestión y la absorción de los nutrientes. Los cambios en la dieta son algunas de las opciones de tratamiento recomendadas para curar los intestinos dañados. El LGS se asocia con varios problemas de salud, incluyendo el síndrome de intestino irritable, celiaquía, enfermedad de Crohn, alergias, asma, autismo y algunas enfermedades autoinmunes, de acuerdo con el número de junio de 2010 de "Clínics". Los síntomas del LGS incluyen dolor abdominal, distensión abdominal, intolerancia al gluten, desnutrición, alergias alimentarias, ardor de estómago y calambres musculares.

Alimentos permitidos

David Rakel, MD, director de medicina integral de University of Wisconsin-Madison, recomienda un enfoque de cuatro pasos para aumentar la permeabilidad intestinal, que incluye alimentos que promueven la curación y alimentos que debes evitar. Consume una dieta rica en fibra con una gran cantidad de frutas y verduras, también puedes complementar con semillas de linaza. La fibra extra ayuda a reponer el colon para que se repare a sí mismo. Rakel también recomienda que consumas una gran cantidad de ácidos grasos omega 3 los ácidos grasos esenciales para fortalecer el sistema inmunológico. Las fuentes ricas de ácidos grasos omega 3 son el pescado, aceite de pescado, semillas de lino, las verduras de hoja verde, semillas de calabaza, camote y brócoli.

Alimentos para evitar

Si has tomado antibióticos varias veces en tu vida, crecimiento excesivo de la Candida puede ser la causa del LGS. La Candida es un crecimiento excesivo de la levadura que se produce cuando las bacterias beneficiosas mueren, permitiendo que la cándida se multipliquen en exceso. La levadura prospera en azúcares. Rakel sugiere la eliminación de todos los hidratos de carbono simples o refinados, ya que se descomponen en azúcar en el cuerpo. Esto incluye todas las formas de azúcar como la miel y melaza, patatas fritas, productos horneados, refrescos, fruta, zumo de fruta, pan blanco, arroz blanco, pasta blanca, patatas, harinas refinadas, dulces y productos lácteos.

Alimentos adicionales para evitar

Rakel sugiere que elimines el alcohol, que es un irritante conocido y los alimentos alergénicos, como los productos lácteos y los alimentos que contienen gluten, una proteína presente en el trigo, el centeno y la cebada. En la edición de agosto de 2009 de "Scientific American", el Dr. Alessio Fasano, director de Mucosal Biology Research Center y de Center for Celiac Research en University of Maryland School of Medicine, describe las propiedades destructivas de gluten. El gluten juega un papel importante en el deterioro intestinal que acompaña al LGS y la celiaquía potencialmente mortal. Consulta con tu médico si sospechas que tienes el síndrome de intestino permeable. Él te recomendará el mejor tratamiento para tu condición específica.

Desnutrición

Si el daño a la mucosa intestinal es muy grande, se puede producir la desnutrición, según Leo Galland, MD. Una dieta rica en nutrientes con suplementos de vitaminas y minerales ayuda a satisfacer las necesidades nutricionales. La suplementación debe hecha ser bajo supervisión médica; ésta puede incluir vitaminas B, retinol, tocoferol, ascorbato, zinc, selenio, molibdeno, manganeso y magnesio, así como anti-oxidantes.

Inmunidad comprometida

Dos tercios de tu sistema inmunológico se encuentra en el intestino delgado, según Galland. Debido a que el LGS compromete la inmunidad de tu cuerpo, es un factor en las enfermedades crónicas incapacitantes y potencialmente mortales. Existen varios tipos de artritis, psoriasis, VIH, enfermedad hepática crónica y enfermedad pancreática que son sólo algunos de los muchos problemas de salud con un enlace a LGS. Consulta a tu médico si sospechas que tienes el síndrome del intestino permeable. Mientras que las recomendaciones generales sobre la dieta pueden ayudar a aliviar tus síntomas, el médico puede recomendar una dieta específica para el LGS, la medicación y el mejor curso de tratamiento para tu condición individual.

Más galerías de fotos



Escrito por megan ashton | Traducido por martín giovana