Dieta sana y balanceada para un niño de cinco años de edad

La nutrición apropiada es esencial para la salud de tu hija. Tres comidas bien balanceadas por día que incluyan carne sin grasa, frutas y verduras, y productos lácteos bajos en grasas pueden prevenir que tu hija de cinco años de edad desarrolle condiciones de salud como la osteoporosis, más adelante en su vida. Además, la actividad física debe incluirse en la rutina diaria de los niños para reducir las probabilidades del sobrepeso. De acuerdo con el Baylor College of Medicine, un niño promedio de cinco años de edad normalmente necesita cerca de 40 calorías por cada libra de peso corporal. Siempre habla con el pediatra de tu hija antes de cambiar su dieta.

Desayuno

El desayuno es la comida más importante del día para ti y tu hija. Los niños que se alimentan con comidas bien balanceadas obtienen la nutrición diaria requerida para ayudar a mantener su peso bajo control, mantener niveles bajos de colesterol en la sangre y quejarse de menos dolores de estómago. Además, el desayuno ayuda a dar combustible al cuerpo durante el día. El pan tostado de trigo entero, cereal con leche baja en grasa y la fruta son buenas fuentes para la nutrición de la mañana. Esta combinación de alimentos puede servirse como un solo plato o por separado con leche.

Granos enteros

Existen dos tipos de granos. Los granos enteros y los refinados. Los granos refinados han sido precisamente refinados, lo que a su vez remueve los nutrientes dentro de ellos. Una vez refinados, los nutrientes se reemplazan con vitaminas y minerales sintéticos. Por lo tanto, es mejor evitar este tipo de granos; pan blanco, pastas y azúcar, son fuentes de granos refinados. Los granos enteros consisten de panes de granos enteros, avenas, salvado, fibra y cebada. La ingestión diaria sugerida de granos para un niño de cinco años de edad es de 4 a 5 onzas.

Frutas y verduras

Las frutas y verduras son una buena fuente de vitaminas, minerales y fibra y son bajas en calorías. Las vitaminas, como las vitamina C son una de las más esenciales, ya que protegen a tus células de la oxidación. Las frutas cítricas son buenas fuentes de vitamina C. La vitamina D ayuda en la absorción de magnesio y calcio y es necesaria para los dientes y huesos fuertes. Las dietas sanas y bien balanceadas le proporcionarán a un niño de cinco años de edad la ingestión adecuada de vitaminas y minerales. Incluir frutas como el plátano en el desayuno de tus hijos es una buena forma de comenzar el día. El niño promedio de cinco años de edad requiere de cinco porciones de frutas y verduras cada día.

Carnes sin grasa

La proteína es esencial en el desarrollo, función y mantenimiento de los músculos y tejidos corporales. Las carnes son una buena fuente de proteína, hierro y vitamina B. El hierro es necesario para que tu cuerpo transporte oxígeno a las células del cuerpo, mientras que la vitamina B se necesita para energía y un corazón y sistema nervioso sanos. Tu niño de cinco años necesita de 3 a 4 onzas de carne sin grasa al día.

Lácteos bajos en grasa

Tu cuerpo depende del calcio y vitamina D para huesos y dientes fuertes. Además, los productos lácteos proveen proteínas. Estos productos, como la leche, quesos y yogur son buenas fuentes de calcio para tu hijo. KidsHealth dice que la cantidad diaria recomendada de productos lácteos para un niño de cinco años es de dos tazas.

Más galerías de fotos



Escrito por michelle lawson | Traducido por glen boyd