Dieta de líquidos claros para la diarrea

La diarrea es una condición en la cual el alimento pasa rápidamente a través de tu cuerpo con un tiempo limitado en el colon. Debido al tiempo disminuido que tu cuerpo tiene para digerir los alimentos, el resultado suele ser heces sueltas y acuosas. Puedes experimentar la diarrea a cualquier edad. Las causas más comunes son medicamentos como los antibióticos, las alergias alimenticias, el estrés, un virus estomacal o enfermedades transmitidas por los alimentos. Si la diarrea es severa, puede ocurrir una deshidratación y puedes notar pérdida de peso, aumento de sed, orina de color oscuro, y sequedad en la boca y los labios. Hasta que los síntomas estén bajo control, se recomienda una dieta de líquidos claros para reducir la irritación gastrointestinal y reducir la cantidad de diarrea.

Alimentos para reforzar

Incorpora comidas pequeñas y frecuentes fluidos cuando se inicie la dieta de líquidos claros. Comienza con tres a cuatro comidas y aumenta la tolerancia. Mantén los líquidos a tu alcance para que puedas fácilmente beberlos. Si bien puede ser un reto alcanzar los objetivos de proteínas y calorías con esta dieta, tu estado de hidratación se mejora con la ingesta. Los alimentos ideales para empezar son caldo, té o café descafeinado, agua, agua de sabor, bebidas deportivas claras con electrolitos añadidos, gelatina y paletas de hielo. La lactosa, suplementos nutricionales de bajo residuo también puede incluirse si es aprobado por tu médico. Las fuentes de proteínas líquidas se pueden mezclar con bebidas claras para aumentar la proteína en la dieta líquida clara.

Alimentos a evitar

Ciertos alimentos pueden irritar el estómago cuando estás en una dieta de líquidos claros. La cafeína es conocida como un irritante del estómago. Elige bebidas descafeinadas en su lugar. El jugo de manzana también se debe consumir con precaución, ya que puede contribuir a los gases y malestar estomacal en función de tu tolerancia. Las gaseosas carbonatadas con una gran cantidad de azúcares añadidos pueden contribuir a la indigestión y diarrea. Bebe con moderación y toma líquidos que toleres mejor. La leche también debe evitarse hasta que avance la dieta y la diarrea se controle mejor. La lactosa en los productos lácteos no es siempre bien tolerada y puede aumentar la diarrea.

Suplementación de vitaminas y minerales

Consulta con tu médico acerca de tomar un multivitamínico líquido debido a la cantidad limitada de alimentos permitidos en la dieta de líquidos claros. El multivitamínico puede tomarse solo o mezclado con otros líquidos claros. Algunos electrolitos ya se han agregado a las bebidas deportivas claras. Además, si tu médico recomienda que bebas suplementos nutricionales libres de lactosa bajos en residuos, revisa la etiqueta, ya que algunos suplementos ya tienen vitaminas y minerales como la vitamina A, vitamina C, tiamina, zinc y hierro.

Progreso en la dieta

Realiza una transición gradual a una dieta normal y saludable comforme la diarrea mejora. Una vez que los líquidos sean bien tolerados, los alimentos blandos como tostadas, compota de manzanas, arroz, puré de patatas y sopas sencillas se pueden agregar a tu dieta. Si los lácteos no causan indigestión, se recomienda el yogur con probióticos para apoyar el crecimiento de bacterias saludables en el intestino.

Más galerías de fotos



Escrito por stacey phillips | Traducido por verónica sánchez fang