¿Qué es la dieta GM?

La dieta de GM representa la dieta de General Motors, un programa de pérdida de peso de 7 días promocionado como un plan exclusivo desarrollado en 1980 para los empleados de General Motors con la bendición de U.S. Food and Drug Administration, the U.S. Department of Agriculture y el Johns Hopkins Research Center. Sin embargo, el escritor Roger Cohen de "New York Times" descubrió, que General Motors niega cualquier relación con la dieta. El plan se parece mucho a otras dietas de una semana tan populares como la dieta de la sopa de col (cabbage) y la dieta del Sagrado Corazón. Al igual que estos otros programas, la dieta de GM es criticado por los expertos como la científica nutricional Elaine Turner de la University of Florida como insostenible y poco saludable. Habla con tu médico antes de comenzar cualquier forma de la dieta de GM.

Cómo funciona

La dieta de GM tiene estrictas instrucciones para cada día del programa. En el primer día, los seguidores comen todas las frutas, excepto plátanos. El segundo día es todos los vegetales, comenzando con una papa al horno con mantequilla. El tercer día permite tanto las frutas y verduras, mientras que el cuarto día se centra en la leche y los plátanos. El día cinco se reserva para la carne magra y los tomates, el día seis permite ternera con cualquier tipo de vegetal. En el último día de la dieta, debes beber jugo de fruta fresca y comer arroz integral con verduras. Una sopa de verduras de todo lo que puedas comer, se introduce en el cuarto día, y se recomienda a las personas que hacen dieta beber hasta 15 vasos de agua diarios.

Posibles beneficios

Si la dieta de GM te provee de un menor número de calorías diarias de las que consumías normalmente, perderás peso. Cohen informó que después de adherirse al programa durante una semana, perdió 11 libras. El programa puede atraer a personas que hacen dieta que no les gusta cocinar o tener plan alimentario complicado y que se sienten atraídos a la idea de consumir cantidades ilimitadas de alimentos permitidos. Turner dice que después de la dieta de GM durante siete días no es probable que cause daño a menos que tengas una condición médica anterior.

Posibles inconvenientes

El mayor problema con la dieta de GM es que sus directrices son insostenibles. Incluso si pierdes peso siguiendo estrictamente el plan de siete días, es probable que ganes los kilos de nuevo una vez que regresesa tus hábitos alimenticios normales. El programa no fomenta el ejercicio regular o enseña a los seguidores a incorporar alimentos nutritivos y técnicas de cocina baja en grasa en su estilo de vida normal. Además, la dieta restringe severamente la ingesta de granos enteros, mariscos y productos lácteos, todos los cuales contienen nutrientes que pueden contribuir a un menor riesgo de problemas de salud crónicos como el cáncer, enfermedades del corazón y osteoporosis.

Qué dicen los expertos

Según la Cleveland Clinic, la mejor manera de bajar de peso y no recuperarlo es controlar tus porciones, haz ejercicio regularmente y centra tu dieta diaria en una amplia variedad de alimentos ricos en nutrientes. La dieta de GM no alienta cualquiera de estos principios. De hecho, la Harvard School of Public Health, dice que los programas de control de peso como la dieta GM que empuja a una estrategia de una talla única para todos no serán eficaces para la mayoría de la gente, ya que cada uno es diferente. Si estás teniendo problemas para bajar de peso, consulta a tu médico o a un nutricionista para ayudarte a desarrollar un plan de alimentación equilibrado que incluya la actividad física programada.

Más galerías de fotos



Escrito por michelle kerns | Traducido por gabriela nungaray