Dieta para aumentar la leche materna

Muchas madres que amamantan se preocupan de que sus hijos no están recibiendo suficiente leche materna y les preocupa que su producción de leche es baja. El suministro de leche se basa generalmente en la oferta y la demanda, sin embargo, hay evidencia de que la dieta puede desempeñar un papel en la producción de leche materna. Siguiendo estas sencillas pautas puede ayudar a las madres en periodo de lactancia a asegurarse de que tienen suficiente leche.

Comer bien


Las madres que amamantan deben comer más que una mujer normal.

Al igual que las mujeres embarazadas, las madres en periodo de lactancia deben comer más que una mujer normal para tener suficiente energía para producir leche materna. Las mujeres lactantes necesitan alrededor de 500 calorías adicionales al día. Deben consumir una variedad de alimentos, además de tomar un suplemento vitamínico para obtener el conjunto de nutrientes que sus bebés necesitan. Deben comer al menos tres proteínas y cinco porciones de calcio al día y comer muchos alimentos ricos en hierro. Algunas de las opciones principales incluyen las verduras de hoja verde, granos enteros, frutas frescas, pescado graso y productos lácteos bajos en grasa.

Líquidos


Las mujeres lactantes necesitan beber muchos líquidos.

Además de comer una variedad de alimentos saludables, las mujeres que están amamantando necesitan beber mucho líquido. Mientras que el agua es la opción preferida, los jugos 100% naturales y la leche baja en grasa son también opciones de hidratación adecuadas para ayudar a impulsar la producción de leche materna. Deben tomar por lo menos 8 vasos de líquidos al día, preferentemente sin cafeína. Mientras que el café y el té están bien en moderación, la mayoría de los líquidos de una madre en periodo de lactancia debe provenir de otras fuentes. Además de estas bebidas, estas mamás pueden probar tés herbales diseñados para la estimulación de la leche. Si bien gran parte de la evidencia es anecdótica, para algunas mujeres estos tés parecieran aumentar su producción de leche.

Alimentos específicos


Una dieta pobre puede afectar la calidad de la leche materna.

Incluso cuando no coman bien, la mayoría de las mujeres pueden producir suficiente leche para sus bebés, sin embargo, una dieta pobre puede afectar la calidad de la leche materna, porque se agotan los nutrientes que los bebés necesitan para una salud óptima. Además de comer bien, algunos alimentos en particular pueden aumentar la producción de leche materna. Éstos incluyen la avena, el ajo y el jengibre. Si tu ingesta es baja, trata de comer harina de avena en el desayuno diario y añade más de estas especias a tus comidas.

Suplementos dietéticos


Algunas mamás reportan tener éxito con remedios herbales.

Además de la dieta, hay varios suplementos dietéticos comercializados para las madres lactantes que pretenden aumentar su producción de leche materna. Si bien hay poca investigación científica sobre su eficacia, muchas de ellas informan el éxito que han tenido usando estos remedios a base de hierbas. Newman Breastfeeding Clinic and Institute recomienda 3 cápsulas, ya sea de fenogreco o cardo bendito tres veces al día, a pesar de que también informan que la combinación de los dos puede ser más eficaz que tomar uno u otro. Otras hierbas recomendadas para aumentar la producción de leche incluyen hojas de frambuesa, alfalfa y ortigas. Antes de tomar un remedio herbal durante la lactancia, asegúrate de consultar con tu médico o pediatra de tu hijo.

Más galerías de fotos



Escrito por erica jacques | Traducido por mayra cabrera