Dieta para adultos diabéticos

A diferencia de la diabetes juvenil, la cual debe ser controlada con inyecciones de insulina, la diabetes del adulto, o tipo 2, a veces puede ser controlada con dieta y ejercicio. Debido a que el objetivo de una dieta para la diabetes es controlar los niveles de azúcar en la sangre, y comer carbohidratos afecta esos niveles, el enfoque principal de la dieta es en el tipo y cantidad de hidratos de carbono ingeridos en cada comida. Una dieta para la diabetes del adulto también es una dieta nutricionalmente equilibrada, porciones controladas que contengan una varios alimentos de los diferentes grupos de alimentos en cada comida.

Tipos

Aunque la dieta básica para la diabetes es la misma que para todo el mundo, American Diabetes Association recomienda diferentes métodos para crear menús que encajen en el plan general. Estos métodos incluyen contar los gramos de hidratos de carbono, siguiendo la Diabetes Food Pyramid, que es similar a la del U.S. Department of Agriculture's Food Guide Pyramid y usar un sistema de llamadas a asociaciones Create Your Plate, o el Plate Method, para dividir visualmente una comida en secciones y llenar las secciones con alimentos de los grupos de alimentos específicos. Es posible utilizar solo una o las tres de estas herramientas de planificación de comidas para crear una dieta individual para la diabetes.

Características

Para el almuerzo o la cena en la dieta para la diabetes adulta, un lado del plato de tamaño estándar por lo general se llena de verduras sin almidón, como brócoli, espinacas, judías verdes, verduras mixtas o una ensalada. La otra mitad se divide entre un alimento rico en almidón como el arroz, pasta o pan integral y una proteína magra, como pollo o pavo sin piel, lomo de cerdo, tofu o mariscos. Se agrega a la comida un vaso de leche descremada o baja en grasa y una pequeña pieza de fruta. Aquellos que no beben leche pueden sustituir por otra porción de carbohidratos. Para el desayuno, el plato está dividido de manera similar, pero la mitad se llena con un carbohidrato almidonado y la otra mitad se divide entre fruta y una proteína magra, como un huevo, carne o sustituto de carne.

Función

Los tamaños de las porciones de los alimentos en una dieta para diabéticos adultos siempre están restringidas, debido a que el cuerpo no produce suficiente insulina para manejar grandes cantidades de azúcar que entran en el torrente sanguíneo por los carbohidratos en los alimentos. La dieta ideal no solo maneja y mejora los niveles de azúcar en la sangre, sino también reduce la presión arterial y el colesterol y, si es necesario, ayuda a alcanzar y mantener un peso saludable.

Consideraciones

Aunque la atención se centra en el control de los hidratos de carbono, la cantidad de grasa en una comida también afecta el azúcar en la sangre. La grasa retarda la digestión, lo que hace más difícil que la insulina funciona correctamente y, como resultado, los niveles de azúcar en la sangre pueden aumentar mucho después de que se consume una comida grasosa. La cantidad y el tipo de grasa en la dieta son también una consideración para los adultos con diabetes, porque están en mayor riesgo que el promedio de aumentar de peso y de desarrollar enfermedades del corazón. Por esta razón, National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases recomienda que una dieta para la diabetes tenga el mínimo la grasa y colesterol reducido.

Malentendidos

Hasta la década de 1990, las dietas para la diabetes de adultos excluían los alimentos azucarados por completo, por lo que un brownie o cualquier otra golosina estaba generalmente fuera del plan. Ahora hay una mayor comprensión acerca de cómo los alimentos afectan el azúcar en la sangre, según Joslin Diabetes Center, y ningún alimento está prohibido. En vez de evitar el azúcar por completo, los adultos con diabetes pueden trabajar con un dietista para decidir cuántos gramos de hidratos de carbono pueden consumir todos los días, cómo dividirlos entre comidas y aperitivos y cómo incluir ese brownie en la distribución diaria.

Más galerías de fotos



Escrito por molly mcadams | Traducido por mayra cabrera