Día de caminata en Mauna Kea, Hawaii

Nacida del fuego y generalmente cubierta de blanco durante los meses de invierno, Mauna Kea es la gloria de la Gran Isla de Hawaii. El adormecido volcán, estuvo activo hace 4.000 a 5.000 años, y atrae amantes de la vida al aire libre que buscan aventuras. Los caminantes exploran las montañas durante todo el año, mientras los esquiadores y los que practican snowboard toman sus equipos y van hacia Mauna Kea (o la montaña blanca) cuando está tapada de nieve.

Centro de información para el visitante

Las caminatas en Mauna Kea empiezan con una visita al Visitor Information Center (Centro de Información para el visitante). Está abierto diariamente y es el lugar en el que puedes comprar los tentempiés y la botella de agua de último momento, antes de partir para la caminata. Estando a 9.200 pies (2804 m), una parada ahí te permite ajustarte a los cambios de altura. Los guardabosques están para contestar tus preguntas, darte información segura y ofrecerte los últimos reportes del tiempo. Se les pide a los caminantes que se registren en el centro y que no viajen solos, si es posible. Hay telescopios especialmente ubicados y disponibles para ver al sol durante las horas del día y a las estrellas por la noche. Más allá del centro necesitas un vehículo 4x4 para tomar por la ruta de gravilla que va hasta la cima a 13.796 pies (4205 m).

Los senderos cercanos al Centro de Información para Visitantes

Si no te es posible caminar hasta la cima por cuestiones de tiempo o por problemas de salud, tomando uno de los circuitos cortos cerca del Centro podrás experimentar lo que es Mauna Kea. Justo enfrente de la puerta empieza una caminata fácil por el lugar en el que están los silverswood. Encontrados sólo en Mauna Kea, Mauna Loa y Haleakala en Maui, estas extrañas plantas pueden crecer hasta los 10 pies (3 m) y tener unos 2 pies (60 cm) de ancho cuando florecen. Una caminata ligeramente más larga, de unos 15 minutos, llega hasta Pu’u Kalepeamoa, el perfecto lugar para mirar el atardecer. Allí estarás a una altura suficiente para ver Haleakala en la vecina Maui.

Caminando por el sendero Summit en mauna Kea

La caminata hacia la cima es para caminantes experimentados que están en buenas condiciones físicas. El sendero tiene una extensión de 14 millas (22,5 km) en redondo con una elevación de 4.600 pies (1402 m). A la mayoría de los caminantes les lleva 5 horas subir y alrededor de la mitad para bajar. Denominado el sendero Humu’ula, las señales y las ocasionales cercas de metal te guían. El sendero toma mayormente estrechos de lava desérticos, haciendo que el andar sea difícil en algunos lugares. En el recorrido encontrarás una antigua cantera de hachas usada por los antiguos polinesios para juntar y luego hacer las herramientas de piedras. A 13.000 pies (3962 m), justo sobre la marca de 4 millas, está visible el lago Waiau al que se llega por una vía de 250 pies (76,2 m). Justo arriba del lago, siguiendo por el sendero principal, verás un racimo de "pelotas de golf" en el horizonte. Son observatorios. El sendero te conduce a la Mauna Kea Ice Age Natural Area Reserve (Reserva Natural de la Edad del Hielo de Mauna Kea) a una altura de 13,221pies (4030 m). Elige entre el corto pero empinado camino a la cima o el largo y más fácil que te ofrece vistas de Kawaihae, cerca de la punta norte de la Isla Grande y vecino de Maui. Cuando llegues al primer telescopio, toma el sendero que va a la cima. Haz tu camino hacia el marcador de la cima y tómate una foto.

Quedándose seguro en Mauna Kea

Si mides a Mauna Kea desde su base del fondo marino, es la montaña más alta de la tierra. El aire en la cima tiene solamente 60% del oxígeno encontrado a nivel del mar. Si tienes enfermedades respiratorias, de corazón u otros problemas, debes consultar con tu médico antes de intentar llegar a la cima. esto incluye mujeres embarazadas y niños menores de 16 años que son susceptibles de la enfermedad de la altura. Si eres un buzo, no debes bucear dentro de las 24hs posteriores a la visita a la cima. La aguda diferencia de altitud y presión puede causar embolias. Lleva un teléfono celular, pero ten en cuenta que el servicio no es bueno en las montañas. Si te encuentras en problemas, hay un teléfono de emergencia en el telescopio de la Universidad de Hawaii a la entrada. Hay disponibles fuentes para beber y baños en la galería de los visitantes en el observatorio Keck I.

Más galerías de fotos



Escrito por monica wachman | Traducido por adriana de marco