Cómo deslizarse sobre una tabla de snowboard

Todo aquél que aprende a hacer snowboard sufre un par de caídas al tratar de bajarse de la telesilla por primera vez. Ésto es porque no se ha aprendido la técnica apropiada para deslizarse por la pendiente al final del recorrido en la silla. Aprender a deslizarse puede ser complicado, porque debes aprender a pararte en la tabla con un sólo pie abrochado. Si logras dominar la postura correcta y practicas deslizándote sobre una pendiente suave antes de dirigirte a la telesilla, podrás ahorrarte algunos momentos de vergüenza y, lo más importante, de dolor.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • Tabla de snowboard
  • Pendiente gradual y poco pronunciada

Instrucciones

  1. Dirígete a la cima de una colina que tenga una pendiente poco pronunciada y practica tu postura de deslizamiento antes de abrocharte la tabla. Flexiona tus rodillas y mantén los hombros en línea con tus caderas y pies. Resiste la tentación de inclinarte hacia atrás sobre la tabla, y siempre mantén tu cuerpo centrado.

  2. Abróchate en las ataduras delanteras y gira tu tabla 90 grados, de modo que quede orientada cuesta abajo.

  3. Empuja suavemente con tu pie trasero para empezar a moverte, luego coloca el pie junto a la atadura posterior o en tu alfombrilla antideslizante. Flexiona tus rodillas y conserva la postura de deslizamiento, con tu peso y cuerpo centrados, hasta que te detengas.

Consejos y advertencias

  • Concéntrate en tu equilibrio una vez que empieces a deslizarte. No intentes girar o detenerte; una pendiente gradual te llevará a detenerte lentamente.
  • Practica hasta que te sientas cómodo deslizándote sobre la pendiente pequeña, luego inténtalo sobre la telesilla.

Más galerías de fotos



Escrito por courtney mccaffrey | Traducido por pau epel