Cómo deshacerme de la celulitis en mis rodillas

La celulitis es la apariencia de hoyuelos o piel de naranja en la piel causada por depósitos de grasa debajo de la superficie de la piel y común en la parte posterior de los brazos, las nalgas y los muslos. Sin embargo, algunas mujeres encuentran a esta molesta condición no sólo en la parte frontal de los muslos, sino también en las rodillas, una ubicación difícil en la cual trabajar sin causar estrés a las articulaciones de la rodilla. Sin embargo, puedes deshacerte de la terca celulitis alrededor de las rodillas siguiendo unos cuantos pasos que no lastimarán a las articulaciones.

Nivel de dificultad:
Moderada

Instrucciones

  1. Reduce la apariencia de la celulitis haciendo ejercicio diariamente. El ejercicio, sin importar en qué forma, ayuda a reducir la cantidad de grasa almacenada debajo de la piel e impulsa el desarrollo de masa muscular magra. Hacer ejercicio no significa que tienes que desarrollar músculos grandes, a menos que practiques levantamiento de pesas extremas. Para obtener todos los beneficios de salud, intenta hacer por lo menos 30 minutos de ejercicio al día, haciendo lo que te gusta. El ejercicio no tiene que ser en el gimnasio, puedes caminar, montar bicicleta, jugar tenis o hacer cualquier otra actividad activa.

  2. Concéntrate en ejercitar el área alrededor de las rodillas para ayudar a reducir la cantidad de celulitis en esta área. Intenta hacer levantamientos de piernas sentada. Siéntate en una silla con la espalda recta y los pies en el piso. Sujetándote a los lados o a la parte inferior de la silla y presionando a las rodillas entre sí, levanta ambos pies del suelo hacia arriba hasta que estén al nivel de la cadera o hasta que estén apuntando hacia el frente. Sostén, tensa y después libera. Puedes hacerlo rápida o lentamente, pero concéntrate en tensar los muslos. No bloquees tus rodillas en la parte superior del movimiento. Cuando te sientas más fuerte, coloca pesas para tobillos antes de comenzar a hacer el ejercicio. Comienza haciendo de 15 a 20 levantamientos de rodillas para comenzar.

  3. Siéntate con tu espalda contra una pared, las nalgas en el suelo y la parte inferior de tus pies presionándose entre sí. Sí, lucirás como una rana. Une tus manos alrededor de tus tobillos. Exhala, presiona conscientemente tus rodillas contra el suelo y sostén la posición por varios segundos, después relájate y regresa a la posición inicial. Este no es un movimiento especialmente difícil, pero ofrecerá maravillosos beneficios.

  4. Sube escaleras o usa un butaco de aeróbicos para ejercitar los músculos alrededor de las rodillas. No tienes que subir todo el Empire State, simplemente sube y baja un escalón de 10 a 15 veces para comenzar. Realmente sentirás este ejercicio en la parte inferior de los muslos y alrededor de las rodillas. Si tienes dolor o incomodidad, para. Comienza lentamente y aumenta la duración o repeticiones a medida que fortaleces tus rodillas.

Más galerías de fotos



Escrito por denise stern | Traducido por ana maría guevara