Desarrollar diversidad cultural con un niño adoptado

Según el Departamento de Salud y Servicios Humanos de los EE.UU. los padres de familias interraciales necesitan ser intensamente dedicados en su crianza, deben educarse acerca de los desafíos y alegrías inherentes a la crianza de los niños de diferentes razas. Al ser abierto en tus discusiones con tu hijo acerca de las razas, honrando su herencia racial y la búsqueda de diversas experiencias, se potencia la familia.

Habla sobre razas

En un artículo sobre adopción interracial, el Departamento de Salud y Servicios Humanos de los EE.UU. alienta a los padres adoptivos a discutir cuestiones raciales, ya sea si el niño pide o por tu cuenta. Trata de introducir el tema naturalmente, tal vez cuando se te pregunte por un libro o una historia en las noticias y deja que tu hijo sepa que te sientes cómodo hablando acerca de razas y culturas. Celebra la diversidad dentro de tu familia y al mismo tiempo, provee las herramientas necesarias para hacer frente a la ignorancia o la falta de bondad en los demás. El Departamento de Salud y Servicios Humanos de los Estados Unidos afirma que los padres deben enseñar a los niños cómo manejar comentarios ofensivos raciales en una manera firme y elegante que dé a otros la oportunidad de superar su ignorancia.

Abraza su país de nacimiento

La Asociación Nacional de Psicólogos Escolares señala que los padres deben ayudar a sus hijos a apreciar sus culturas de nacimiento. Busca adultos o compañeros del país de nacimiento de tu hijo y ofrece oportunidades para que puedan pasar tiempo juntos. Cocina alimentos del país de nacimiento de tu hijo y celebra fiestas patrias para ayudarle a enorgullecerse de su herencia. Si es posible, compra artículos del país de nacimiento de tu hijo, como una manta hecha de tela artesanal, una muñeca para jugar o una obra de arte para exhibir con orgullo en la habitación principal.

Sean la minoría

Busca oportunidades donde el grupo étnico de tu hijo sea mayoría, ya sea si se trata de llevar a tu hijo de Etiopía a un servicio de adoración en una zona de africanos-estadounidenses o a tu hija colombiana a un festival latino con comida y baile de su país de nacimiento. Algunos niños incluso pueden estar interesados ​​en visitar sus países de nacimiento más adelante en sus vidas, según Lisa Milbrand, exeditora de la publicación "familias adoptivas" y advierte a los padres que no deben obligar a los niños a asistir a este tipo de eventos, ya que algunos niños no quieren sentirse diferentes y pueden llegar a rebelarse contra sus culturas de nacimiento cuando los padres intentan inculcarla demasiado fuerte.

Valora todas las culturas

El Departamento de Salud y Servicios Humanos de los EE.UU. afirma que los padres adoptivos deben enseñar a sus hijos a celebrar el valor de todas las culturas, señalando que todos los grupos étnicos son regalos únicos y valiosos de nuestro país. Cocina una variedad de alimentos étnicos, asiste a festivales y ferias que honren los diferentes grupos raciales y compra juguetes y libros para tu hijo que representen la diversidad. Amplía tu círculo de amigos para incluir otras familias adoptivas cuyos hijos sean de distintos orígenes y trata de enseñarle a tu hijo acerca de los países y sus culturas y la herencia de sus amigos.

Más galerías de fotos



Escrito por carly seifert | Traducido por andrea galdames