La deficiencia de vitamina B-12 y los hematomas

La vitamina B-12 es una vitamina esencial soluble en agua necesaria para la formación de células sanguíneas sanas, para el ADN y para el funcionamiento neurológico. Se encuentra de forma natural abundantemente en los productos de origen animal como el pescado, el pollo, los huevos, la leche y la carne. También se añade a los cereales fortificados. En Estados Unidos uno de cada 31 adultos de más de 50 años tiene niveles bajos de vitamina B-12 de acuerdo a los Centers for Disease Control and Prevention, lo que los coloca en riesgo de padecer anemia y posibles hematomas en la piel.

Hematomas

Los hematomas en la piel aparecen más comúnmente a medida que las personas envejecen. Existen reportes de que esto puede ser un síntoma de alguna enfermedad subyacente, especialmente si las marcas son dolorosas, si no tienen causa conocida, si ocurre un sangrado de la nariz, las encías o en algún otro lugar, si los hematomas comenzaron después de comenzar a tomar un nuevo medicamento o si están acompañados de fiebre, confusión o si se desarrollan durante alguna enfermedad. Estos síntomas pueden indicar niveles bajos de plaquetas, que son sustancias que ayudan en el proceso de coagulación para dejar de sangrar. Para las personas que desarrollan hematomas fácilmente, el principal culpable puede ser algún tipo de anemia, específicamente la aplásica, que en algunos casos puede ser causada por una deficiencia de vitamina B-12 de acuerdo al National Heart, Lung and Blood Institute.

Anemia

La anemia es motivo de preocupación para las personas con niveles bajos de vitamina B-12. Existen varios tipos de anemia, de acuerdo al University of Maryland Medical Center, incluyendo la anemia por deficiencia de vitaminas, la anemia aplásica que se produce cuando la médula ósea pierde su capacidad de producir células sanguíneas, y la anemia causada por la interferencia de una enfermedad crónica. Uno de los síntomas más visibles de la anemia es la aparición de hematomas junto con fatiga, falta de aliento y mareos. Las personas con anemia se encuentran en un mayor riesgo de sufrir caídas, fracturas y lesiones corporales, de acuerdo a CBS News Healthwatch. Las personas mayores con anemia son tres veces más propensas a caer y lastimarse en comparación con aquellas con niveles de conteo sanguíneo normales.

Tratamiento

Los hematomas desaparecerán lentamente, por lo general, después de un par de semanas cuando el cuerpo reabsorba la sangre que fue liberada por la ruptura de capilares debajo de la piel. Tomar más vitamina B-12 no es una cura para los hematomas pero puede restaurar los niveles de células sanguíneas, lo que debe dar como resultado la disminución en la aparición de hematomas. Aunque debes hablar con tu médico acerca de tus opciones de tratamiento, el UMM sugiere que la administración de inyecciones de 1.000 mcg de vitamina B-12 durante una o dos semanas debe ayudar a tratar la deficiencia de vitaminas y la anemia perniciosa. También puedes tomar de 1.000 a 2.000 mgc de vitamina B-12 oral diariamente.

Prevención de la deficiencia

Prevenir la deficiencia es la mejor forma de eliminar los hematomas causados por la anemia. La cantidad diaria recomendada es de 2,4 mcg para los adolescentes y los adultos de más de 18 años, entre 0,4 y 1,8 mcg para los recién nacidos y los niños hasta los 13 años y de 2,6 a 2,8 mcg para las mujeres embarazadas y lactantes. Las personas que siguen una dieta balanceada y nutritiva con gran cantidad de carne y una variedad de productos lácteos deben ser capaces de cumplir con los requisitos de la RDA sin suplementos. Sin embargo, entre el 10% y el 30% de los adultos de más de 50 años tiene el riesgo de sufrir una absorción ineficiente de nutrientes a través de su dieta y necesitan un suplemento de vitamina B-12, de acuerdo al UMM.

Más galerías de fotos



Escrito por shannon marks | Traducido por juliana star