Cómo decirle a alguien que tiene mal olor corporal

Si conoces a alguien que tiene un olor corporal desagradable, seguro sientes la necesidad de hablar con la persona pero no sabes cómo hacerlo. Ya sea que te preocupes por la persona o sólo te moleste tener que soportar el olor, el olor corporal es un tema muy sensible para muchas personas del que se debe hablar con delicadeza. El objetivo no es avergonzar a la persona sino informarle y aconsejarla para ayudarla a corregir sus hábitos de higiene corporal y acabar con el olor corporal.

Nivel de dificultad:
Moderado

Instrucciones

  1. Decide cómo sería mejor hablar de esto con la persona, personalmente, por teléfono o por correo electrónico. Si crees que se avergonzará, entonces es mejor hablar por un medio a distancia y no en persona. A pesar de que al hablar en persona tienes la oportunidad de consolarla, también puedes hacer que se sienta incómoda porque se percatará de su olor y sabrá que le hablas de esto porque te molesta. Además, si le informas por correo electrónico puedes disminuir el riesgo de sufrir las consecuencias de los mecanismos de defensa inmediatos o respuestas violentas. Este medio es mejor para que la persona tenga tiempo de calmarse y luego tú puedas hablar con ella y reconfortarla en persona.

  2. Discute el tema en un lugar privado, calmado y alejado de las demás personas y asegúrate de que no haya ventanas para que los demás no los espíen. Busca un lugar seguro donde puedas hablar sobre el problema abiertamente.

  3. Enfócate en la persona con el problema y no en ti. Evita comentar cómo te afecta el olor y no te comportes como la víctima. Centra la conversación en cómo el olor se relaciona con la persona.

  4. Evita hacer suposiciones sobre la higiene personal de la persona. Puede ser que el afectado tenga problemas económicos o tenga demasiadas obligaciones y no se bañe para tener más tiempo. Además, es posible que la persona sufra de alguna condición médica que afecte su olor corporal y no sepa cómo resolverlo.

  5. Seguro querrás ser amable, pero también tienes que ser directo y claro al momento de comentar el asunto para evitar discusiones futuras. No andes alrededor de la persona haciendo comentarios que quieres que escuche, busca la mejor manera de decírselo claramente.

  6. A pesar de que la mayoría del tiempo la persona no necesitará ayuda, ofrece tu ayuda y no lo des por hecho. La persona no se sentirá sola mientras corrige sus problemas si sabe que hay alguien que está dispuesto a ayudarlo.

Más galerías de fotos



Escrito por jonathan croswell | Traducido por yarzeth ayala