¿Por qué debo usar botas de buceo?

Las botas de buceo, también llamadas "botas de neopreno" o "botines", son el calzado de protección usado por los buzos y nadadores por su calidez, confort y protección. Están diseñados para ser usados ​​con las aletas de buceo de talón abierto, que cuentan con una correa ajustable para mantener la aleta en el pie. Si utilizas aletas de talón cerrado, no es necesario utilizar botas de buceo. Las aletas de talón cerrado están diseñadas para que se ajusten al pie. Las botas de buceo también se utilizan en el surf, kayak, vela y otros deportes acuáticos.

Construcción


Las aletas de talón abierto tienen una correa en el talón para mantener las aletas en los pies.

Las botas de buceo se construyen a partir de espuma de neopreno, un material de caucho sintético usado popularmente para trajes de buceo. El espesor del material varía entre 2 mm a 7 mm. Los botines "Low top" comienzan justo debajo del tobillo. Los botines "High top" cubren completamente el tobillo. Las suelas de las botas de buceo están disponibles en una variedad de espesores y característica de nervaduras u otras texturas para mayor tracción. Pueden tener cremalleras, cierres de gancho y bucles o camisetas elásticas para hacer más fácil ponérselos.

Calor


Las botas con un espesor de 2 a 3 mm son buenas para aguas más cálidas.

La espuma de neopreno atrapa el agua actuando como una capa aislante para mantener el calor del cuerpo junto a la piel. Las botas de buceo ayudan a mantener los tobillos, pies y dedos de los pies calientes dentro y fuera del agua. Cuando tienes frío, el flujo de sangre que viaja hacia la piel y las extremidades se reduce para conservar el calor corporal, por lo que los dedos de manos y pies se sienten fríos. En aguas más cálidas, por encima de 75 grados F, las botas más delgadas con un espesor entre 2 mm a 3 mm, suelen ser suficientes para mantener los pies calientes. En el agua más fría, las botas más gruesas con un espesor entre de 5 mm a 7 mm son necesarias. Mantener los pies calientes también puede ayudar a prevenir calambres en el pie y en las piernas causados ​​por el agua fría.

Comodidad


Evita los cortes y abrasiones. El agua salada en una herida puede ser dolorosa.

Las aletas de talón abierto no están diseñadas para los pies descalzos. El uso de este tipo de aletas sin botas de buceo puede tensar los músculos, causar calambres musculares y rozar la piel. Las botas proporcionan acolchado para proteger los pies, las uñas de los pies y los nudillos de la fuerza interior de la copa de la aleta. El movimiento puede generar que las hebillas, correas y los lados de la taza rocen el arco, el talón y otras partes del pie causando molestias, ampollas o rozaduras.

Protección


Las rocas y conchas pueden herir o cortar los pies descalzos.

No todas las entradas de la playa son iguales. Las playas de arena suave pueden llegar a ser muy calientes, y muchos puntos de entrada están cubiertos de conchas afiladas y rocas. Caminar hacia el punto de entrada con un equipo de buceo de 40 libras o más en la espalda hace caminar sobre rocas y conchas aún más doloroso. Las suelas de goma de las botas de buceo protegen los pies de cortes, quemaduras, mordeduras y picaduras, y proporcionan mayor tracción en superficies resbalosas. Caer en las rocas afiladas, especialmente cargado de equipo pesado, puede dar lugar a lesiones graves y dañar un equipo costoso.

Mirada experta


Las aletas de talón cerrado no necesitan botas, pero los calcetines de buceo pueden hacerlas más cómodas.

Visita una tienda de equipo de buceo para tratar de botas y aletas con un experto. Si vas a cambiar tus botas, lleva tus aletas contigo y viceversa. Las botas deben adaptarse a tus pies firmemente sin apretar y deben quedar ajustadas, pero con comodidad, en el interior de las copas de aleta. Los calcetines de buceo delgados hechos de una variedad de materiales sintéticos pueden ser usados ​​dentro de tus botas o aletas de talón cerrado.

Más galerías de fotos



Escrito por deborah lee soltesz | Traducido por mariana van der groef